Roures: "No concibo una Liga sin Barcelona y Real Madrid. El deporte español los necesita"

Comentarios()
Getty Images
El presidente de Mediapro cree que LaLiga no puede permitirse perder a uno de los dos grandes del fútbol español.

El presidente de Mediapro, Jaume Roures, ha dejado claro que no concibe que el Barcelona pudiera abandonar LaLiga a pesar de la convulsa situación política que se vive ante su posible indipendencia.

“¿La situación compleja en España? Siempre dije que si esa situación se diese, aunque parece que no queréis mentar aquí la declaración de independencia, el fútbol es lo último de la lista. Entiendo la preocupación, pero no sería el mayor problema. Al final es un tema que debe resolver el Gobierno, y así está previsto pero, yo como Zidane, no concibo una Liga sin el Barcelona ni el Madrid. Incluso independientemente de lo que pasara en Cataluña. ¿Real y Barcelona se necesitan? Sí, y La Liga los necesita a los dos. Y el deporte español. La marca España tampoco sería igual si el Clásico no tuviese la repercusión que tiene. Hay un arraigo brutal más allá de las raquíticas cifras de audiencias que, aun así, son masivas”, comentó en el Football Summit.

¿Se marcharán Messi y Cristiano Ronaldo de LaLiga por los impuestos?

Los horarios de Laliga y la televisión: “El tema de los horarios de los partidos de La Liga no tiene que ver sólo con los derechos de retransmisión, sino que todos los clubes tienen que tener dos horas semanales de televisión, y eso es importante para su marketing, su visibilidad y para todo. Enriqueces una rueda que no para de crecer y que enriquece los poseedores de derechos, pero también a los clubes. Al poseedor de los derechos lo que le importa es el negocio, no lo que le pase al otro socio. En nuestro caso, no es así. Si nosotros ganamos no es sólo por el dinero que ofertamos, sino porque ofrecemos un producto del que nos beneficiamos todos y hace que todos crezcamos”.

¿Los partidos de Sudamerica no son rentables?: "El partido de Argentina empezó a las 1.30 y la retransmisión un poco más tarde. No es una hora para que la gente lo siga. Una cosa es el interés periodístico, pero la gente trabaja al día siguiente y no es hora buena las 3.30 para irse a dormir. Esos partidos interesan en los países locales y en algunos adyacentes con intereses”.

Nuevas plataformas: “Estamos viviendo una transición muy rápida entre la TV de pago tradicional, en la que podías contar los abonados, con el enlace de las ofertas convergentes con operadoras de telecomunicaciones. Y casi sin respirar, llegamos al papel que van a jugar operadores como Facebook, Twitter, Amazon o Netflix. Es todo muy rápido y las ofertas son más amplias y más globales. Los mercados nacionales quedan más restringidos cuyo mercado está en una sola zona y no en todo el mundo. Lo mejor es combinar las ofertas entre la TV abierta, las nuevas plataformas, la convergencia de ofertas… La obligación es dar respuesta a toda la demanda y esto provoca que las ofertas sean también más baratas”.

El artículo sigue a continuación

El amargo divorcio entre Neymar y el Barcelona

¿El futuro de los derechos de retransmisión en La Liga española?: "La Liga ha conseguido posicionarse en el mundo detrás de la Premier. Hay tres grandes productos: la Champions, la Premier y la Liga. El campeonato español ha conseguido un incremento de audiencia y de afluencia en los estadios. En los próximos concursos creo que se llegará a la cifra de los 2000 millones por los derechos de retransmisión de La Liga, y ahora estamos en los 1300-1600, y hace dos años estábamos en los 850 millones. Para hacerse una idea: la NBA ingresa unos 1600 millones, y la Premier ingresa más porque es un país mayor, con una historia colonial en Asia, que es donde hay audiencia y dinero ahora... Seguir su estela me parece ya muy bien. El horizonte inmediato va en esos parámetros”.

La explotación del fútbol femenino: “Lo importante no son los derechos en el fútbol femenino, sino la difusión, el alcance, el deporte… Lo hacemos en BeIn y en Gol, pero ahí los clubes aún tienen que poner más de su lado: por instalaciones, horarios y por el Real Madrid, que tuviera un club. Eso le daría un salto cualitativo, sin desmerecer a nadie. De momento, hay que continuar picando piedra… Si en otros países europeos puedes meter a veinte mil personas en un estadio, aquí debemos plantearnos hacerlo. Nosotros lo hacemos con cinco partidos a la semana”.

Cerrar