¿Por qué Cristiano Ronaldo se siente perseguido desde que dejó el Real Madrid?

Comentarios()
Goal
La estrella de la Juventus se siente como una víctima, después de haber sido expulsado contra el Valencia y no ganar los últimos premios individuales.

Una vez que Cristiano Ronaldo anunció que no asistiría a la ceremonia de entrega de premios de The Best que organizaba la FIFA, estaba claro que este el trofeo no acabaría en la repisa de la superestrella portuguesa ese año.

Era como un "deja vu" reciente, por supuesto, ya que también se saltó su asistencia a la del premio al Jugador del Año de la UEFA. Yo estaba en Mónaco en ese momento y pude ver a sus asistentes correr nerviosos cuando se hizo evidente que Ronaldo había decidido en el último minuto no ir.

En ambas ocasiones, Ronaldo claramente se molestó al darse cuenta de que no recibiría los premios. Su agente y amigo Jorge Mendes salió para dar la cara en su nombre.

"El fútbol se juega en el campo y ahí es donde ganó Cristiano. Marcó 15 goles, llevó al Real Madrid sobre sus espaldas y conquistó nuevamente la Champions League", dijo al periódico portugués Record.

La hipérbole de titulares de Mendes no era sorprendente; después de todo, hay una razón por la cual él es el mejor agente en el mundo del fútbol. Pero lo que añadió fue interesante:
"Es ridículo, vergonzoso. El ganador no está en duda, ya que Ronaldo es el mejor en su puesto".

Ese "vergonzoso" parece estar relacionado con la decisión de Ronaldo de cambiar al Real Madrid por la Juventus durante el verano. Ciertamente, en Italia, hay una sensación general de que es mucho más fácil ganar partidos (y premios) si juegas en el Madrid.

Cristiano Ronaldo Juventus 09192018

Las decisiones arbitrales controvertidas y decisivas permanecen frescas en la memoria de la Juventus, que fue eliminada por un penalti en el tiempo de descuento, irónicamente anotado por Ronaldo, en los cuartos de final de la Champions League de la temporada pasada.

De hecho, en entrevistas con los medios italianos después de la actualización de mi biografía de Ronaldo, me atrevo a sugerir que la Juve no es un club tan grande como el Real Madrid en este momento, lo que significa que no son, por consecuencia, tan influyentes o poderosos.

Sin embargo, argumenté que esa posición inferior de la Juve había funcionado realmente a su favor cuando tuvieron que convencer a Ronaldo de que cambiara Madrid por Turín.

Luka Modric FIFA's The Best

Me parece que la decisión de cambiar a España por Italia, sin un aumento radical de su salario y reciebiendo solo algunos beneficios fiscales, fue impulsada más por el estatus que por el fútbol.

Lo que quiero decir, entre otras cosas es: ¿por qué Ronaldo iba a quedarse en el Real Madrid, donde solo sería considerado como un simple mortal, cuando podría ir a la Juventus y ser tratado como un dios?

Lo que pasa es que Ronaldo nunca se ha preocupado realmente por el dinero, exceptuando que en la jungla comercial que es fútbol de alto nivel, el tamaño de tu salario es el único barómetro verdadero para entender cuánto eres valorado, amado, respetado y adorado.

Ronaldo dejó Madrid fundamentalmente porque sintió que los poderes estatales se habían fijado en él, y que la afición comenzó a verlo solo como futbolista.

Cristiano Ronaldo Juventus Real Madrid Champions League 2017-18

El artículo sigue a continuación

Recientemente he hablado con psicólogos para tratar de comprender la lógica compleja que determina el modus operandi de CR7. Las conversaciones fueron fascinantes.

Me dijeron que a lo largo de la carrera de cualquier jugador hay una mezcla complicada de factores técnicos, tácticos, físicos y emocionales que interactúan entre sí, cualquiera de los cuales en un momento dado puede tener un papel destacado.

En el final de una carrera, a medida que el elemento físico disminuye, los niveles de ansiedad aumentan y los niveles emocionales aumentan. Los límites motivacionales cambian. Ya no se trata solo del deporte, sino principalmente de cómo los demás perciben sus actuaciones a nivel individual.

Esto es particularmente frecuente cuando un individuo se marcha a un nuevo club y el listón se pone particularmente alto. Para Ronaldo en la Juventus se ha colocado en la estratosfera. En definitiva, el fútbol se convierte en poco más que un medio para un fin. Los resultados son la mejor prueba de fuego, pero solo cuando se toman en conjunto con el rendimiento personal.

El fútbol, ​​y las elevadas expectativas con los jugadores más importantes, tienen la culpa. Es difícil ser un dios, pero Ronaldo ahora está teniendo que realizar milagros semanalmente.

La gran mayoría de los 'hombres' que están en la profesión del fútbol sufren retrasos en el crecimiento porque el fútbol no fomenta la madurez de pensamiento y prefiere envolver a sus jugadores en un mundo de adolescencia prolongada porque así los entrenadores y los clubes controlan más fácilmente a los jugadores. .

La otra cara de la moneda, desafortunadamente, es que a medida que aumentan las reacciones emocionales, como sucedió después de la controvertida expulsión de Ronaldo contra Valencia, resulta histriónico ver los berrinches y el empleo de amigos, familiares y periodistas que luchan por su causa. Todos trabajan juntos para transmitir la impresión de que el jugador es una víctima. Cualquier otra cosa se percibiría como una debilidad, un error, y los dioses no cometen errores, ¿verdad?

Paul Gascoigne England

Sólo hay que pensar en Paul Gascoigne en Italia '90 y estás en el mismo escenario. Viajaba en una montaña rusa emocional impulsada por la publicidad que eventualmente lo llevó a ser considerado como la Personalidad Deportiva del Año para la BBC, el ex centrocampista de Inglaterra se quedó roto tras de darse cuenta de que una amarilla en la semifinal de la Copa del Mundo contra Alemania Occidental lo dejaba sin la final.

Los Three Lions no pudieron clasificarse de todas formas, pero las lágrimas de Gascoigne se convirtieron en la imagen que definió el torneo para los aficionados del fútbol inglés. Sin embargo, nadie señaló que él solo tenía la culpa de su propia imprudencia.

El público simplemente sintió pena por él. Y hubo simpatía por Ronaldo, también, después de su roja en Mestalla, pero las lágrimas parecían una cortina de humo, un intento por distraer a la gente de la posibilidad de que se hubiera equivocado al poner su mano sobre la cabeza de Jeison Murillo.

Si esa acción realmente se merecía una roja es discutible, pero la reacción de Ronaldo fue mucho más interesante de todos modos. Admiro a Cristiano, pero no dejaré de describir o tratar de entender su comportamiento.

Él tiene muchos enemigos por todo tipo de razones y pocos amigos; y por amigos no me refiero a personas que le adulan, le preguntan sobre sus partidos y sus objetivos, sino a los que simplemente preguntan cómo está; como se siente

El brillante y frecuentemente citado jugador y entrenador de baloncesto estadounidense John Wooden lo resumió perfectamente cuando dijo: "El talento te lo da Dios. Sé humilde. La fama la otorga el hombre. Se agradecido. La noción es autodidacta. Ten cuidado. Preocúpate más por tu carácter que por tu reputación. Tu carácter es lo que eres, mientras que tu reputación es simplemente lo que otros piensan que eres".

Cristiano está jugando tantos partidos diferentes, luchando en diferentes batallas. A veces se siente como los demás, incluso él. Después de todo es solo un humano.

Cerrar