Semedo tensa la cuerda y plantea salir del Barcelona

Comentarios()
Getty Images
El portugués no ve con malos ojos la oferta del Atlético a pesar de que no satisface las pretensiones de un Barcelona que le declara intransferible.


MERCADO

A Nélson Semedo le gusta la propuesta del Atlético de Madrid e incluso habría pedido al Barcelona que escuche la oferta del club colchonero por hacerse con sus servicios, que ascendería a 25 millones de euros según ha adelantado Catalunya Ràdio y ha podido confirmar Goal. Sin embargo, la oferta no colmaría las pretensiones de un Barcelona que pagó 30 millones al Benfica hace solo dos años y que además ve al portugués como un jugador intransferible según explicaron fuentes barcelonistas.

El artículo sigue a continuación

Sin embargo, Simeone le ofrece a Semedo algo que Valverde no puede prometerle y es presencia en el once titular de forma continuada. En el Barcelona el portugués ha alternado la posición de lateral derecho con Sergi Roberto y a pesar de haber disputado de inicio varios partidos importantes considera que puede dar más y esa es una oportunidad que el Atlético le ofrece y el Barcelona no.

Eso no significa que su salida del Barcelona sea cercana. Querer no siempre es poder y no hay que olvidar que el club catalán pagó 30 millones de euros y no aceptará perder dinero por su salida, así que el traspaso no se realizará por menos de 35 millones. El Atlético, según pudo contrastar este medio, ofrece 25 así que el acuerdo entre clubes es todavía lejano, a falta de limar la diferencia de 10 millones de euros que existe entre la propuesta colchonera y las demandas culés para mostrarse receptivos a discutir la salida del lateral.

Otra cosa es que Semedo pueda acabar rebajando el precio de Antoine Griezmann en caso de que finalmente acabe fichando por el Barcelona a partir del próximo 1 de julio, cuando su cláusula bajará hasta los 120 millones. Mientras, el Atlético aprieta por Semedo y a pesar de que el Barcelona no está por la labor de vender, la postura del jugador puede resultar clave para forzar a los clubes a una negociación.

Cerrar