Noticias En vivo
Argentina

Los números de Gerardo Martino cuando fue director técnico de la Selección argentina

19:55 ART 10/9/19
Gerardo Martino Argentina 06182016
El Tata enfrentará por primera vez a la Albiceleste desde su salida en 2016, con excelentes resultados pero caídas en momentos clave.

El 12 de agosto de 2014, la Asociación del Fútbol Argentino anunciaba oficialmente que Gerardo Martino sustituiría a Alejandro Sabella como seleccionador de Argentina, con un contrato vigente hasta el 2018 y confiando en que el Tata sería capaz de sostener el alto nivel mostrado durante la era Pachorra y hasta potenciarlo.

Sin embargo, su ciclo se interrumpió un tiempo antes. Demasiado, si se tiene en cuenta que lo que vino fue, sin lugar a dudas, muchísimo peor. Cansado de la misma AFA que lo eligió, tras la muerte de Julio Grondona, presentó su renuncia indeclinable el 5 de julio del 2016, cuando los clubes habían decidido negarse a ceder jugadores para los Juegos Olímpicos, aunque esa fue la gota que rebalsó un vaso que incluía medio año de deuda, que encontró como respuesta la "filtración" de su salario.  

A nivel números, la tarea del técnico rosarino fue más que exitosa. Pero carga con la cruz de haber fallado en momentos clave, el juego en los duelos decisivos frente a Chile no fue el demostrado en los demás partidos y eso es lo que más se le achaca a un DT que se había ganado el derecho a seguir hasta el final de su vínculo, aunque quedó en la mitad del camino entre la renovación post Mundial y el respeto a la generación de las tres finales.

De 29 encuentros disputadosentre amistosos y oficiales, la Selección de Martino ganó 19 y empató 7, lo que deja un altísimo promedio de 73,6 % de puntos logrados. Igualó siete de ellos aunque allí residen las dos caídas ante la Roja desde los doce pasos. Y sólo cayó en tres ocasiones, con una diferencia de gol de +48 tras 66 tantos convertidos y solo 18 recibidos.

En lo que refiere únicamente a los partidos oficiales, la Argentina del Tata ganó 12 encuentros, igualó en cinco ocasiones (una victoria por penales ante Colombia en Copa América 2015 y dos derrotas por la misma vía ante Chile en las finales) y cayó en tan solo una ocasión (ante Ecuador en el arranque de las Eliminatorias Sudamericanas rumbo a Rusia 2018), con una diferencia de gol de +25 con 34 tantos a favor y sólo nueve en contra; lo que arroja un promedio de un 76 % de puntos conseguidos, una cifra más que positiva.

Si en aquel momento la decisión parecía no ser la apropiada, lo sucedido después lo ratificó: el flojísimo ciclo de Bauza interrumpido menos de un año después y la clasificación de la mano de Messi a Rusia ya con Sampaoli, responsable absoluto del fracaso en la Copa del Mundo. Hoy la historia la escribe Scaloni, luego de un tercer puesto en la Copa América marcado por la polémica ante Brasil, pero en la que comenzó mal y mejoró con el correr de las jornadas. Hoy el Tata está del otro lado. Tal vez, esperando dar un golpe en el fútbol mexicano que lo reubique en la Albiceleste que no debió dejar, al menos hasta el fin del contrato.