Noticias En vivo
Barcelona

Messi pone fecha a su adiós del fútbol

08:29 ART 26/11/19
Lionel Messi Barcelona 2019-20
El rosarino reconoce que abandonará el Barcelona en 2021 y, según había admitido anteriormente, también el fútbol profesional.


EDITORIAL

Señoras, Leo Messi se apaga. Por suerte, ni se nota, es cierto. El rosarino sigue rozando la excelencia partido tras partido, simulando que los años no pasan para un jugador que lleva tres lustros siendo indiscutiblemente el mejor del planeta, algo inaudito. Pero, guste o no, él también se hace mayor y lo sabe. Así se lo habría dicho a su amigo Neymar Da Silva según France Football: "en dos años me iré y ocuparás mi lugar". De esta forma el rosarino tendría visualizada ya la fecha de su retirada, en junio de 2021, cuando tendrá 34 años.

Porque la posibilidad de jugar en el equipo que tiene en lo más profundo de su corazón, Newell's Old Boys, o de acabar sus días en una exótica liga con elevada remuneración es algo que no entra en sus planes según reconoció hace semanas en RAC1. A Messi, pues, le quedaría un año y medio al más alto nivel para mayor gloria de un Barcelona que debe empezar a pensar en el día después del adiós del jugador más irrepetible que nunca ha tenido en sus filas, no en vano su palmarés supone un tercio del total de títulos de un club que tenía historia pero que, con él, ha alcanzado un nivel superior.

Para el Barcelona, pues, es imperativo empezar a pensar en lo que venga tras Messi. Puede hacerle caso al rosarino e ir a por Neymar, permitiéndole al 'diez' vivir la última temporada de su carrera junto al brasileño, con el que le une una magnífica relación, y quien sabe si despidiéndose con la Champions League. "Solo podemos ganarla juntos" le habría dicho a Neymar para convencerle. Sucede que el ex del Santos tiene clarísimo que quiere regresar al Camp Nou. A quien hay que convencer, más bien, es al PSG para que venda. Y eso es otra historia.

Aun así el club no puede hacer oídos sordos al aviso de Messi. Con o sin Neymar se iría en 2021 si no cambia de opinión. Al menos eso es lo que pretende el Barcelona, que le ofrecerá una renovación vitalicia igual que la de Andrés Iniesta para convencerle de alargar alguna temporada más su vida en azulgrana. Lo logre o no, llegue Neymar o no, lo único claro es que Messi se acaba.