Maldito Keylor Navas, maldito James Rodríguez

Comentarios()
Getty Images
Ambos estuvieron a punto de ser los salvadores del Real Madrid en el Clásico, pero el gol de Messi los dejó en anécdota.

ANÁLISIS

El Real Madrid se prepara ya para el partido de este próximo miércoles ante el Deportivo de La Coruña con la lógica decepción que provocó la derrota en el Clásico de este domingo. Un sinsabor que fue especialmente amargo para dos jugadores del plantel merengue: Keylor Navas y James Rodríguez. Y es que ambos estuvieron a escasos treinta segundos de convertirse en los héroes del Clásico… y lo hubieran sido si no llega a ser por el gol de Lionel Messi que le dio la victoria al Barcelona y, en consecuencia, minimizó las actuaciones individuales de ambos.

En el caso de Keylor Navas, el costarricense venía cuajando una temporada bastante irregular, desde hace tiempo en el ojo del huracán. Sin embargo, en este mes de abril tan exigente, no se había visto nunca señalado directamente por errores grotescos aún. Y la guinda a esta mejoría con la llegada de la primavera fue el magnífico partido que cuajó ante el Barcelona: seis paradas, y muchas de ellas de mérito, para mantener a su equipo con vida hasta el final.

Por otro lado está James Rodríguez, que ni siquiera había calentado ante el Bayern de Múnich cuatro días atrás. Sin embargo, Zidane sorprendió con la inclusión del ‘10’ en el campo. Lo debía de tener muy claro, pues le mandó calentar nada más encajar el 1-2 de Ivan Rakitic, y apenas cinco minutos más tarde estaba ya relevando a Benzema sobre el campo. Y el caso es que el colombiano le dio la razón a su entrenador, pues fue el que anotó el 2-2 momentáneo en el electrónico. Un momento de éxtasis en el Bernabéu que no se recordaba ya si James era el protagonista, pues el mediapunta estaba cada vez más relegado a la suplencia.

La actuación de ambos hubiera supuesto seguro un acicate para ambos de cara al final de temporada. E incluso, quién sabe si de cara al mercado estival de traspasos incluso. Sin embargo, aunque pueda ser así tanto para Keylor como para James en el plano personal, de cara a la clasificación quedan como méritos menores, toda vez se consumó la derrota y no significaron ningún punto para el Real Madrid. Queda como una irónica maldición, en el día en que pudieron consagrarse de nuevo y que será recordado sin embargo como el día de la exhibición de Messi en el Santiago Bernabéu.

Próximo artículo:
Diego Lainez, convocado para enfrentar a la Real Sociedad en Copa del Rey
Próximo artículo:
Matías Suárez, el último deseo de Gallardo para River
Próximo artículo:
¿Cometió "alineación indebida" el Barça en la Copa del Rey?
Próximo artículo:
Mercado de pases del fútbol argentino 2019 en vivo: altas, bajas y rumores
Próximo artículo:
Leeds United, el equipo inglés que quiso ser como el Real Madrid
Cerrar