Noticias En vivo
Argentina

¿De qué depende la salida (o la continuidad) de Sampaoli?

15:33 CLT 01-07-18
Jorge Sampaoli Argentina Training 20062018
Lo que para la gran mayoría de los argentinos es obvio, para la AFA no: por estas horas, el futuro del entrenador es una completa incógnita.

El futuro de Jorge Sampaoli parecía cosa juzgada este sábado cuando el reloj daba las 13 en Argentina, mientras la Selección agachaba la cabeza y se despedía del Mundial de Rusia. Se esperaba el "gesto de grandeza" en la conferencia de prensa, donde anunciara su renuncia, pero no pasó. También que la AFA se hiciera cargo del fracaso (o la frustración en el diccionario de Sampa), pero tampoco. Y ahora todo es una incógnita.

Es verdad que la salida del entrenador es mucho más compleja de lo que parece. Y si bien es uno de los grandes asuntos a tener en cuenta, no se trata solo de tener que desembolsar 20 millones de dólares para romper el contrato que llegaba hasta Qatar 2022, según se firmó hace apenas un año con total irresponsabilidad.

Justamente en junio del 2017, la AFA (y sobre todo Daniel Angelici) encabezaron el costoso operativo que significaba desvincular al técnico de Sevilla. Pero no se buscaba un DT para ir a la Copa del Mundo y nada más. Se le pidió un proyecto integral, incluyendo todas las categorías juveniles, que ni siquiera empezó. La urgencia por clasificarse al Mundial, luego los meses de preparación del plantel y por último la disputa de la competencia fueron las únicas tareas a la que se dedicó el grupo de trabajo

Despedirlo en este momento es tan lógico como demagógico. El objetivo principal estuvo a años luz de distancia de cumplirse, porque no solo el resultado fue adverso: todo el proceso previo, en especial el último mes, fue paupérrimo por un sinfín de malas decisiones, en su gran mayoría por obra de Sampa. Pero ese "proyecto" que se le pedía, recién ahora podría empezar a llevarse a cabo, con un equipo depurado y sin exigencias al menos hasta la Copa América del año próximo.

Posible sucesores hay, por lo menos, tres que pican en punta: Diego Simeone, Mauricio Pochettino y Marcelo Gallardo. Todos, en los papeles, demuestran ser mejores que Sampaoli. Tampoco necesitarían mucho para superar a uno de los peores procesos de los últimos tiempos. Sin embargo, en todos hay un pero: porque Argentina hoy es un fierro demasiado caliente y el único que está dispuesto a agarrarlo sin dudar es, justamente, Sampaoli.

La AFA está ante una nueva gran encrucijada: cumplirle a "la gente" y despedir al gran responsable de la decepción mundialista, o ponerse firme y que Tapia, Angelici o quien sea diga "éste es nuestro proyecto y lo respetaremos". El DT está en una situación similar: aferrarse al sueño de su vida o respetar la voluntad popular, que ya lo había empezado a rechazar en Rusia y podría hacerlo de manera atronadora en el primer encuentro que dispute en suelo nacional.