El nuevo Camp Nou, un poco más cerca de ser una realidad

Comentarios()
FC Barcelona
El consistorio aprueba la modificación urbanística necesaria para ejecutar el Espai Barça, cuyas obras deben empezar dentro de un año.

Las obras para reconstruir el Camp Nou y el nuevo Palau Blaugrana ya tienen luz verde por parte del Ayuntamiento de Barcelona, tal y como confirmó el club azulgrana el miércoles por la tarde. A través de un comunicado el club explicó que la iniciativa "ha recibido luz verde por parte de la Comisión de Ecologia, Urbanismo y Mobilidad del Ayuntamiento después de la aprobación de la propuesta de Modificación del Plan General Metropolitano presentado por el gobierno de la ciudad", lo cual supone "un primer trámite indispensable antes de alcanzar la aprobación definitiva dentro de unos meses" y poder ejecutar las obras a partir del verano de 2018 según está previsto por parte del club.

El mismo comunicado explica cómo dentro de tres meses -descontando el mes de agosto- y tras las posibles alegaciones de las partes implicadas el Consejo Plenario del Ayuntamiento realizará el último trámite "antes de elevar la aprobación definitiva a la Subcomisión de Urbanismo" y proceder con el permiso definitivo de las obras, que está previsto que se alarguen hasta la temporada 2021/22 -sin que el equipo deje de jugar sus partidos como local en el Camp Nou- y tengan un coste total de 628 millones de euros. Esta suma se sufragará con un crédito sindicado, vendiendo el nombre del estadio y añadiendo 200 millones de euros de las propias arcas azulgranas, tal y como se explica en el proyecto presentado por la junta que preside Josep Maria Bartomeu.

La Comisión de Ecología, Urbanismo y Mobilidad ha aprobado la propuesta con los votos a favor de la coalición gobernante -BeC y PSC-, Ciutadans y el regidor no adscrito, Gerard Ardanuy, las abstenciones del GMDemócrata, ERC y PP y el voto en contra de la CUP. Durante el debate que precedió la votación la teniente de alcalde, Janet Sanz, valoró que el documento planteado desde el Ayuntamiento "responde a los elementos que han puesto en discusión todas las partes y también al interés de la ciudad" añadiendo que "se trata de una propuesta equilibrada e integradora de las principales reinvindicaciones de los vecinos y el Barcelona".

En este aspecto, el club azulgrana celebra cómo el Ayuntamiento ha entendido que "las instalaciones dejen de ser una barrera urbana", pues según el proyecto el perímetro que cerca el estadio barcelonista dejará de estar cerrado al público, consolidándose como "un nuevo espacio de uso ciudadano" a la ve que prevé que "sea el Barcelona quien asuma la ordenacion y reurbanización" de las calles colindantes. La noticia supone un chorro de aire fresco para Bartomeu y su directiva, pues pone de manifiesto "el resultado de meses de trabajo intenso entre técnicos del Ayuntamiento y vecinos para debatir y consensuar las características" de uno de los proyectos más importantes del mandato de Bartomeu junto con el Innovation Hub y la Masia 360.

Cerrar