¿La Copa Confederaciones es un título oficial?

Comentarios()
El torneo nació como una idea loca de un primer ministro de Arabia Saudita. Luego, la FIFA lo adoptó.

Lo que hoy se conoce como Copa Confederaciones nació en su momento como el capricho de un regimen autoritario. En 1992,  Fahd bin Abdelaziz, monarca y primer ministro de Arabia Saudita, percibió que su padre, el rey y fundador de la dinastía Abdelaziz bin Saud, tenía una imagen mala. Por eso, pensó en un torneo de fútbol con la idea de mejorar el concepto que se tenía sobre un poder que aplicaba la ley islámica sin ninguna contemplación.

La cantidad de dinero que tenía le permitió reunir a tres selecciones campeonas de sus respectivos torneos continentales: la Copa América, de América del Sur, la Copa de Oro, de América del Norte, Central y Caribe, y la Copa Africana de Naciones. En esa primera edición de 1992, la Selección argentina se quedó con el primer lugar. Hasta 1995, la organización corrió por Arabia Saudita.

En 1997, la FIFA adoptó el torneo y lo hizo oficial, además de cambiarle el nombre a Copa FIFA Confederaciones. Esta representación terminó de bajar a otros torneos, como la Copa de Naciones Afro-Asiáticas o la Copa Artemio Franchi.

De 1999 a 2003 se llevó a cabo en diferentes países; sin embargo, la FIFA decidió que a partir de 2005 se realizara cada cuatro años, en el año que precede el Mundial teniendo la misma sede, esto para probar la capacidad organizativa del país anfitrión de ese certamen.

Junto a la Copa Confederaciones, los otros torneos oficiales son el Mundial y los Juegos Olímpicos. Por supuesto, a esto se agrega lo que se aporta desde el lado de las asociaciones por continente, como la Eurocopa o la Copa América. 

Próximo artículo:
Alexis sigue sufriendo en Inglaterra
Próximo artículo:
Cómo ver el Juventus contra Genoa en vivo y online: streaming y TV
Próximo artículo:
"Me sorprende que Vidal tenga ese tipo de actitud"
Próximo artículo:
Juventus contra Genoa: alineación, convocatoria, día, hora, noticias y TV
Próximo artículo:
El Chelsea salva su invicto agónicamente y a costa de Mourinho
Cerrar