¿Por qué Giovani dos Santos nunca fue el crack que todos esperaban?

El chico que debutó en el América, escaló por Europa y llegó al Barça. ¿Hubiera sido una mejor historia al revés, no?

Su talento nunca estuvo en discusión. Y es que lo tenía absolutamente todo: técnica, remate de media distancia, velocidad y personalidad. Pero, por desgracia, la falta de motivación y el no haber tenido la oportunidad de jugar en su posición ideal, le impidieron a Giovani dos Santos explotar todo su potencial.

Ya lo dijo Jesús Ramírez, quien fue su entrenador en el Mundial Sub 17 de 2005: "Con base en su calidad se ha quedado corto porque me acuerdo que agarraba y se llevaba a todos. Era impresionante lo que hacían él y Vela. Su potencial es alto, pero creo que lo ha guardado un poco", expresó al diario El País.

Giovani fue de más a menos en Europa, pasando por clubes de menor nivel como Racing de Santander o Mallorca. Pero todo empezó en Barcelona, donde debutó de la mano de Frank Rijkaard y disputó cerca de mil minutos en Liga, lo que refleja la confianza que tenía el entrenador holandés en el volante.

Sin embargo, el mayor de los Dos Santos nunca pudo brillar en su posición natural, la cual estaba ocupada por un tal Lionel Messi. El mexicano no fue capaz de adaptarse a otros puestos y finalmente fue superado por Bojan Krkić, lo que selló su salida del equipo catalán y su traspaso a Tottenham.

En Londres fue duramente criticado por su vida nocturna y estuvo a la sombra de Luka Modric, quien con el paso de los años terminó consolidándose como uno de los mejores mediocampistas del mundo. Así las cosas, Gio pasó por varios clubes (Ipswich Town y Galatasaray) sin tener demasiada regularidad, hasta que volvió a España.

Primero con el Racing de Santander, al cual ayudó en buena medida a salvar del descenso. Después con el Mallorca, al cual no logró evitar de su pérdida de la categoría, aunque ahí confirmó que su nivel otra vez iba a la alza. No conoció la Segunda porque el Villarreal lo rescató y firmó. La primera campaña ahí consistió probablemente la más alta que se la haya conocido en su carrera.

Giovani dos Santos PS

En el Submarino Amarillo disputó dos temporadas consecutivas, algo que no había hecho desde su salida de Barcelona. Pero, cuando las cosas parecían arreglarse e incluso se reencontró en dicho club con su hermano Jonathan, el mexicano aceptó la oferta del LA Galaxy y se marchó a la MLS con apenas 26 años, una decisión con la que dio por finalizada su carrera en el futbol de elite.

Tres años después, Gio seguía 'jugando' en Estados Unidos, con más lesiones y ausencias que goles, hasta que el conjunto californiano decidió rescindirle el contrato. Y aunque sus mejores años parecen haber quedado atrás, lo cierto es que en el América tiene la oportunidad de mejorar su nivel y pelear por un lugar en la Selección mexicana de cara al Mundial Qatar 2022.

En las Águilas ganó un Campeón de campeones y perdió la final del Apertura 2019 vs Rayados; todavía, pese a su basta trayectoria, le queda pendiente conquistar un título de Liga. ¿Lo conseguirá bajo las órdenes de Santiago Solari en el torneo Guardianes 2021?

Cerrar