Noticias En vivo
LaLiga

Cuando Fernando Torres cambió la historia

3:30 GMT-5 21/06/19
Torres spain Germany
El Niño firmó ante Alemania el gol que le dio a España la EURO 2008. En Viena, La Roja abría un ciclo de supremacía total, 11 años después se retira.

Cuando se llevó el dedo pulgar a la boca, Fernando Torres ya había cambiado la historia moderna del fútbol mundial. El gol que El Niño firmó ante Alemania hace exactamente diez años acabó con los complejos de la Selección española y significó el inicio de un ciclo brillante para La Roja. Una etapa de supremacía absoluta.

Fernando Torres, una vida de película

El 29 de junio de 2008, el entonces equipo de Luis Aragonés jugaba en Viena la final de la Eurocopa que se desarrolló en Austria y Suiza. No había brillado en la fase de grupos, instancia en la que logró un pleno de victorias (Rusia, Suecia y Grecia). España empezó a escribir la historia grande de aquel torneo eliminando a Italia en cuartos de final tras la tanda de los penaltis, en la que Iker Casillas fue el héroe (una vez más). Ya en semifinales, Xavi, Güiza y Silva sellaron el boleto a la cita decisiva con Alemania.

Faltaba dar el último paso. Aquella generación de brillantes futbolistas, muchos de ellos todavía en actividad, merecía coronar su fútbol con un título. Y así lo entendió el destino. O simplemente así lo entendió Fernando Torres. No fue bueno el control del balón después del pase de Xavi, pero igualmente ganó en velocidad y potencia a Lahm para acabar batiendo a Lehmann con una vaselina inolvidable. 

Más tarde, el héroe de Viena explicaría la jugada que cambió la historia con la misma exactitud con la que había superado al meta teutón: “Xavi me sirvió un balón en profundidad, Lahm se confió y tuve el tiempo justo para picarla ante la salida del portero. El balón resbaló sobre el césped y la explosión de alegría se convirtió en increíble. Después los minutos se hicieron interminables, hasta el final del partido todo podía ocurrir, pero cuando el árbitro pitó toda esa tensión se transformó en una inmensa sensación de satisfacción y orgullo”.

“Daría cualquier cosa por marcar el gol de la final, un gol como el que marcó Marcelino”, había dicho Torres el día anterior a la consagración. Y aunque le tocó al Niño ser quien cristalizara el sueño de todo un país, el mundo habló de una Selección que maravillaba por su juego, más que por una individualidad. 

Cuando están a punto de cumplirse once años de aquel gol con el que  España iniciaba el ciclo más exitoso de su historia, Fernando Torres ha anunciado su retirada. Para siempre quedará como el goleador que comenzó con  un camino que seguiría con el triunfo en el Mundial de Sudáfrica y con la defensa del título continental en Polonia y Ucrania (2012), convirtiéndose en el primer país en conseguir Eurocopa-Mundial-Eurocopa.