Boateng, un príncipe en la sombra

Comentarios()
Getty Images
El delantero asegura que quiere convertirse en "ídolo de la afición" aunque admite que "no vengo a ser titular sino a ayudar a ganarlo todo".


EDITORIAL

Kevin Prince Boateng sabe donde se ha metido. Bien porque se lo explicaron durante el domingo por la tarde, cuando conoció el interés del Barcelona, bien porque lo asume con la misma naturalidad que utilizó para expresarse en su primera conferencia de prensa, el ghanés no llega para ser titular sino que "vengo porque tengo experiencia y para ayudar" según confesó para señalar que, cómo no, "es un sueño" vestir la casaca azulgrana hasta el final de la presente temporada.

Sin embargo, sabe que quizá no vuelva a pisar el vestuario del Sassuolo, el equipo que le ha cedido al Barcelona, ya que el club catalán tiene una opción de compra a cambio de ocho millones de euros que deberá ejecutar antes del próximo 30 de junio. "Nunca pensé en estar aquí" admitió con humildad para luego sacar a flote la tremenda personalidad que ha exhibido a lo largo de su dilatada trayectoria. "Claro que pienso en continuar y mi objetivo es firmar más años en este club" desafió.

El artículo sigue a continuación

El mediapunta reciclado a delantero también confirmó que "estoy preparado y me siento con fuerzas" para estar el miércoles ante el Sevilla pero sabe que "es una decisión del entrenador", quien no dudó en rotar al mismísimo Leo Messi en el choque liguero ante el Leganés. En este aspecto Boateng demostró que, en efecto, sabe donde está y qué se espera de él y, preguntado sobre la comparación entre Cristiano Ronaldo y el rosarino, expuso que "Messi es el mejor de este mundo y de todos los mundos" para no dar pie a ningún telechisme que pueda intoxicar su llegada.

A falta de un mes y medio para cumplir los treinta y dos años el Barcelona ya tiene lo que quería. "Cumple con los requisitos del club" explicó el vicepresidente deportivo, Jordi Mestre. A saber, "tiene experiencia, capacidad para jugar partidos importantes y ha ganado títulos en muchos equipos" según apostilló el secretario técnico, Eric Abidal, para asegurar que "analizamos muchas cosas y para nosotros era el jugador que había que incorporar". Su presunto (mal) carácter se mantuvo aparcado durante su presentación y hasta se permitió bromear con la prensa. Porque sabe que a pesar de que no aspira a ser titular este año puede ponerle un broche de oro a su carrera.

Cerrar