Noticias En directo
Barcelona

Ante el Dinamo jugaron Marc-André Ter Stegen y diez más

10:00 CET 5/11/20
ter stegen barcelona dinamo uefa champions league
El alemán vivió su primer partido a las órdenes de Koeman, también el primero tras encajar ocho goles del Bayern y fue el mejor del Barcelona.

No era nada fácil la papeleta de Marc-André Ter Stegen ante el Dinamo de Kíev. Llevaba dos meses y medio sin jugar después de pasar por el quirófano tras el 2 a 8 de Lisboa a manos del Bayern y nadie podía esperar que el cuadro ucraniano, que llegaba con hasta doce bajas tras sufrir nueve casos positivos por Covid-19, vacilaría al Barcelona tal y como hizo el miércoles, cuando casi le da un susto al cuadro azulgrana.

Así vivimos el Barcelona 2-1 Dinamo

Incluso el entrenador azulgrana, Ronald Koeman, admitió que "quizá merecimos menos" ante un Dinamo desbocado en el tramo final y que ya en el arranque del segundo tiempo vio cómo el colegiado, el inglés Oliver Michael, le anulaba un gol. Al final los hombres de Mircea Lucescu transformaron su coraje y su buen hacer en una red, la que marcó Tsygankov a falta de quince minutos en los que incluso tuvieron opciones de establecer el empate. Si no lo lograron fue, únicamente, gracias a la actuación del portero alemán.

Regreso con seis paradas de mérito

Ter Stegen, de hecho, venía de encajar ocho goles en los ocho últimos remates que había vivido frente al Bayern y, de nuevo, la defensa que diseñó Koeman con Jordi Alba, Frenkie De Jong, Gerard Piqué y Sergiño Dest no guareció lo suficiente al cancerbero. El teutón volvió a recibir de lo lindo pero tan sólo un remate acabó al fondo de la red. Hasta siete veces disparó al muñeco el Dinamo para lograr un solo gol.

El alemán respondió con seis paradas de mérito, demostrando que está de vuelta y que si es indiscutible titular es por algo. No falló ni un solo de los dieciocho pases que tiró y mantuvo con vida a su equipo para certificar lo que ya sabemos todos. "Es un gran portero" concluyó Koeman, que no dudó en darle la titularidad a la primera ocasión que tuvo y a pesar de que Norberto Neto ha cumplido en su ausencia, que haya regresado a semejante nivel supone una magnífica noticia para el Barcelona. La única buena más allá de los tres puntos, de hecho.