Colombia y el despertar de una amenaza en Rusia
Getty
Un partido de ensueño y que pone a Colombia en lo ojos del mundo al eliminar a Polonia.

Contundencia, una palabra que en el fútbol significa ganar, palabra que de paso venía siendo escaza en el léxico del seleccionado colombiano, que había empezado con el pie izquierdo la Copa del Mundo.

A pesar de llegar como favorito del grupo, Colombia desencantó en su debut e hizo pensar que la debacle estaba a un solo paso. Sin embargo, un Pekerman reflexivo y un grupo entregado consiguieron la hazaña que mantiene con vida a un equipo que hoy demostró que el fútbol está y que solo hacía falta un golpe para despertar.

La efectividad en ataque solo se puede comparar con una defensa que no tuvo margen de error y un mediocampo que se multiplicó por 3 para defender, recuperar y apoyar las labores ofensivas, algo que Colombia extrañó en su primera presentación y que hoy significó quedarse con una victoria que lo pone en el foco de todo el mundo.

Colombia ha despertado de un letargo que le aislaba de las opciones de seguir avanzando. La resurrección ante Polonia le convierte en una amenaza a tener en cuenta a la hora de pensar en los equipos que avanzan a la siguiente ronda. Colombia se ha limpiado la cara y ha dado un paso importante rumbo a repetir, y mejorar, lo que logró hace 4 años en Brasil.

Comentarios ()