Espanyol 0-4 Barcelona: El líder se da un festín en Cornellá
Última actualización
Getty
Indiscutible triunfo azulgrana con dos espectaculares goles de Messi, a balón parado, y tantos de Démbélé y Suárez.

El Barcelona visitaba en esta jornada Cornellá. Un estadio que nuca se le dio mal al actual líder. Los pericos no habían vencido en casa a su eterno rival en las últimas once citas. Hoy podía ser una más. Y es que no solo tendrían enfrente a Messi y Dembélé, Luis Suárez regresaba al once tras su lesión para hacer sufrir a la zaga espanyolista.

El Barcelona ya conocía los resultados de sus rivales directos (victoria del Atlético y tropiezo del Sevilla que empataba en Mestalla). Poco importó estos resultados a los de Ernesto Valverde que no tardaron en hacerse con el dominio absoluto del choque. Antes de cumplirse el minuto 20 de encuentro, el de siempre, Leo Messi, inauguraba el marcador. Espectacular el golpeo del argentino que con la zurda ejecutaba un libre ante el que nada pudo hacer Diego López. Si espectacular fue el gol del “10”, Dembélé también se lucía en el 0-2. Tan solo ocho minutos después, el francés finalizaba la jugada tras recibir la asistencia de Messi. Ousmane Dembélé por la izquierda, amagaba con un primer disparo para acto seguido, con un balón cruzado, batir a Diego López. A pesar de que el Espanyol intentó contrarrestar la superioridad y ocasiones de su rival con algunas llegadas, la realidad es que los visitantes estaban desatados. Al único jugador al que el gol se le resistía era a Luis Suárez. El charrúa fallaba en un primer remate rechazado por la madera pero en su segunda ocasión dio en la diana. Con el tiempo casi ya cumplido, Suárez recibía un balón de Dembélé por la izquierda, ganaba en velocidad a David López y se plantaba en línea de fondo para colar el balón entre las piernas de Diego López.

Muy difícil para el Espanyol afrontar una segunda mitad con un marcador que reflejaba tres tantos en contra. Los de Rubi adelantaron líneas para intentar recortar distancias, algo que no dio el resultado esperado. Los azulgranas seguían a lo suyo. Los de arriba buscaban ampliar el marcador. Fue en el minuto 64 y a balón parado, cuando Leo Messi firmó el doblete. Potentísimo el golpeo del argentino con la zurda que superó la barrera para terminar en el fondo de las mallas.

El 0-4 daba un contundente triunfo a los azulgranas en un partido que dominaron de principio a fin y en el que también intervino el VAR para anular el único tanto del Espanyol. Los pericos continúan sin doblegar a su eterno rival que hoy sale más líder de esta visita y se coloca con 31 puntos en lo más alto de la tabla.

Comentarios ()