Zidane toca piezas tras la debacle pero mejor ala imagen del Real Madrid

2019_7_24_zidane2
(C)Getty Images
El técnico galo podría cambiar a un 4-4-2 ante el Tottenham con el jovencísimo brasileño en punta.

El Real Madrid buscaba pasar página tras la dolorosa derrota en su último partido de pretemporada ante el Atlético de Madrid. Aunque fuera un derbi de carácter amistoso de la International Champions Cup, el 3-7 ha escocido y ha despertado dudas sobre el nuevo proyecto merengue.

La mala imagen mostrada ante el Atlético, en particular, y en los tres primeros partidos de la pretemporada, en general, han llevado a Zinedine Zidane a tocar piezas en su equipo y cambiar tanto el once como el sistema para el cuarto duelo de la pretemporada ante el Tottenham en la Audi Cup.

El artículo sigue a continuación

El preparador galo sacó un once con los teóricos titulares, ya que volvieron Varane y Carvajal a la defensa con Ramos y Marcelo, que falló estrepitosamente en el 0-1 de Kane, pero también hizo algunas pruebas.

En primer lugar, Keylor Navas fue titular tras la lesión de Courtois y sí rindió a un gran nivel con varios paradones, mientras que Kroos y Modric formaron un doble pivote que dejó demasiadas dudas y no aportó seguridad ni consistencia en la resta.

En ataque Rodrygo y Lucas Vázquez partieron desde las bandas y Hazard acompañó a Benzema en punta por la lesión de Jovic pero no mejoró demasiado sus prestaciones partiendo desde una posición más centrada. En la segunda parte, sólo Fede Valverde y Kubo dejaron algún detalle esperanzador en otra mala tarde del Real Madrid, que no levanta cabeza en pretemporada.

Cerrar