Noticias En directo
Sevilla

¿Quién fue Roberto Alés, ex presidente del Sevilla recientemente fallecido?

15:22 CET 23/2/19
Roberto Alés Sevilla
El sevillismo recuerda a uno de los presidentes más influyentes de su historia.

Un niño nacido en 2001 está a punto de cumplir 18 años o ya lo ha hecho, si es de Sevilla y del Sevilla, ese niño ya convertido en casi un adulto no ha conocido lo que es ver al club de Nervión jugando en Segunda División. Sus recuerdos en blanquirrojo se basan en celebraciones de títulos, en grandes y felices noches europeas en las que los más grandes equipos del Viejo Continente hincaron la rodilla en el Ramón Sánchez-Pizjuán.

Sin embargo, el año de su nacimiento coincidió con uno de los peores momentos del club  de sus amores, que se debatía entre la vida y la muerte en Segunda División, entre en un mar de deudas y tras dos descensos en los últimos cinco años. El Sevilla tocaba fondo pero sólo para coger impulso y lo hizo de la mano de Roberto Alés, un presidente para el recuerdo que nos ha dejado a los 83 años de edad.

Alés es recordado por cualquier sevillista que conociera su gestión como un hombre de consenso que sentó las bases del Sevilla moderno. El empresario fue el que ligó a la vida del club a hombres claves para que en los últimos años haya ganado hasta 7 títulos como son Joaquín Caparrós y, sobre todo, Ramón Rodríguez Verdejo “Monchi”, al que sacó de la función de delegado del primer equipo porque veía que podría convertirse en el mejor director deportivo del mundo.

Tras sólo dos años, Alés dejó unos cimientos sólidos, que unidos a la venta de Reyes al Arsenal, ya con José María Del Nido como presidente, terminaron de sanear las cuentas de una entidad que desde entonces no ha parado de crecer hasta convertirse en un club de referencia deportiva y económica en España y Europa.

El Sevilla en el que él tomó la presidencia no tenía para balones, debía facturas incluso a la empresa de autobuses que se encargaba de los desplazamientos del equipo y, a pesar de ser un histórico, pocos contaban que el Sevilla acabaría ascendiendo en la temporada 2001-2002 con competidores como el Atlético de Madrid o el Betis en la categoría.

El ex presidente no lo celebró como él mismo reconoció en el homenaje que hace unos años le dio el club. “Los jugadores se fueron a celebrarlo con la afición a la Puerta de Jerez, yo me quedé en el palco porque creía que el Sevilla volvía a donde tenía que estar siempre”, rememoraba.

Aquellos días de principios del Siglo XXI, la gestión de Roberto Alés fue decisiva para cambiar la vida de las generaciones futuras de sevillistas, para que los niños que acudían al Sánchez-Pizjuán dejaran de ser eternos sufridores para pasar a ser orgullosos campeones.