Pato Toranzo: "Pensé que iba a perder el pie"

Pato Toranzo se mueve por el predio de Huracán como si fuera el patio de su casa. Toma una silla de oficina y la ubica en el medio del pasto, sonríe constantemente, hace chistes a los que pasan, con la producción y se adentra en los temas que vamos a hablar. No queremos saber del presente de Huracán ni su paso por River, Racing, SH Shenhua, Ciclón Tarija, entre otros, nos interesa su vida profesional a los 39 años.

"Los clásicos no pasan de moda" es una producción de GOAL en donde entrevistamos a jugadores profesionales que ya pasaron los 35 años de edad y abordamos cómo es su preparación física actual, su tratamiento de la salud mental, el fútbol de hoy comparado con su debut hace más de 15 años, su relación con los deportistas más jóvenes, su convivencia con la tecnología para mejorar el rendimiento, las redes sociales, el retiro y lo mejor y lo peor de ser futbolista.

Patricio Toranzo Huracán River Copa SudamericanaFotos Télam

A todos los temas que vamos a tocar en la entrevista, Toranzo le agrega uno que es imposible dejar afuera cuando hablamos de la preparación de un futbolista: el accidente que sufrió durante la Copa Sudamericana 2016. El 10 de febrero de ese año, mientras la delegación de Huracán se trasladaba por Venezuela para jugar ante Caracas, el micro volcó y no hubo víctimas fatales de milagro. Patricio Toranzo, el preparador físico Pablo Santella y el delantero Diego Mendoza, fueron los más perjudicados por la tragedia; el mediocampista sufrió la amputación parcial de cuatro dedos del pie izquierdo, Santella fue operado por una fractura hemorrágica en la pelvis y Mendoza pasó por el quirófano para que le realicen una limpieza en su tobillo derecho.

Luego de la cirugía venía la recuperación y la incertidumbre: ¿iba a volver a caminar? Para Toranzo fueron meses difíciles, muletas, silla de ruedas, amputación, esas palabras rondaban su cabeza constantemente. El fútbol pasó a segundo plano. Según nos contó, familia, mentalidad, no oír las críticas y el empujón del "turco" Mohamed fueron sus pilares para salir adelante.

EL ACCIDENTE

"En el momento era muy difícil saber qué iba a pasar. Primero no sabía si podía apoyar el pie. Pensaba muchísimas cosas. Cuando pasó lo del accidente, yo quería seguir jugando. Cuando corría peligro de que pase algo extraordinario, el fútbol pasó a otro plano. Porque había riesgo de que me corten el pie o que pase algo mucho más grave y es que quede en silla de ruedas o en muletas.

Veía a toda mi familia llorar y la verdad es que a mi no se me cayó una lágrima porque sabía que no tenía que hacerlo, porque estaban mis hijos, mi familia, mi papá, mi hermano. Y dije, "tengo dos opciones: o me quedo postrado en una cama o me levanto y sigo para adelante". Mientras yo pueda tener estabilidad. En el momento no sabía que iba a pasar. Opté por la segunda opción de seguir para adelante, el saber que había mucha gente que me daba la carrera terminada. Eso me dio mucha más fuerza, la gente habla, opina, dice, lastima. Me preparé para eso mentalmente para poder seguir estando dentro de este deporte que es lo que me hace feliz.

A medida que iba pasando el tiempo, tratando de tener una mente positiva con mi gente, la gente en la que siempre confié. Confiar en los médicos y en que yo podía. Era una recuperación de un año y medio y me recuperé en 3 meses. Eso es por las ganas, porque me parecía que era injusto terminar el fútbol de la noche a la mañana de la manera en la que pasó".

patricio toranzo huracan river copa sudamericana 26112015

LA VUELTA AL FÚTBOL

"No estaba preparado para volver. Edu Dominguez con Mohamed me veían bien en el entrenamiento pero yo veía que mis compañeros no me querían chocar, no querían roce. Yo me sentía muy bien en las prácticas pero también sentía que mis compañeros no iban al 100% contra mi. Entonces eso era muy fácil. Les pedía por favor a mis compañeros que no tengan piedad conmigo, que no me iba a pasar más nada de lo que me pasó pero que necesitaba tener ese roce y que me vayan al 100%. Si me tienen que lastimar que me lastimen, porque yo necesitaba poder comparar y los técnicos me decían "

tus compañeros van al 100%". No sabía si estaba bien, si estaba en el medio. No sabía.

Se me acerca el Turco Mohamed y me dice: "mirá que este fin de semana concentrás", lo miré y le dije "no, yo no voy a concentrar", porque no estaba preparado. Te digo la verdad, pateaba y veía sangre, entonces no estaba preparado al 100%, no estaba cicatrizado. De 18 meses, pasé a recuperarme en tres, las cicatrices no estaban bien pegadas, no estaba al 100%, ni siquiera estaba al 50%. Me convencieron, me dijeron que íbamos a concentrar igual, yo dije que no, llegué al vestuario y vi que estaba en la lista. Me empujaron adentro de la cancha porque ellos me veían bien.

En la concentración me junté con los más grandes y les dije que no estaba preparado. Me bancaron a muerte porque les manifesté que si tenía la posibilidad de jugar, no sabía cómo iba a rendir. Sabía que la lupa iba a estar siempre arriba de mi cabeza, más con algo tan grave. Me ayudaron muchísimo, tanto mis compañeros como el cuerpo técnico, me empujaron a hacer el partido correcto y a pegar la vuelta después de lo que había pasado. Les agradezco 100% porque me empujaron a que vuelva a volver a pisar nuevamente la cancha de Huracán, donde la gente me estaba esperando, mis compañeros me estaban esperando y mi familia estaba que suceda eso. Se adelantaron los tiempos.

Loaiza Toranzo San Lorenzo Huracan Copa Superliga 14042019@CAHuracan

SECUELAS DEL ACCIDENTE

Voy a tener un déficit toda mi vida. El pie me duele las 24 horas pero ya convivo con ese dolor. Ese dolor sé que va a durar para siempre. Estoy hablando con vos, con mi familia, y está conmigo. Ya va conmigo. Es una fortaleza que tengo, que me dieron y que trato de seguir adelante por motivo propio.

EL RETIRO

Uno se va preparando, es muy difícil dejar este deporte. Lo bueno es que no tengo lesiones, me sigo levantando para tener objetivos nuevos, me sigo levantando con muchas ganas. No puedo jugar 5 años más, tengo 39. Ojalá pudiera hacerlo. La competición te lleva al máximo, hay chicos de 20 años con los que hay que competir también. Si uno hace las cosas bien, se cuida y está en los avales del club, del cuerpo técnico y mías, seguiré. Pero me veo ligado al fútbol, es mi pasión, lo que hago desde muy chiquito.

Hace 8 años que tengo el curso de técnico, siempre miro el fútbol. Siempre miro lo que son las tácticas nuevas, como contrarrestar un 443, cómo me gustaría jugar mañana, si tengo los guadores para hacerlo. Son muchas de las cosas que requiere la parte técnica. ¿Qué rol cumpliría? Me gustaría estar en el fútbol. Tengo tres o cuatro áreas en las que me gustaría estar. No sé de esas cuatro cuáles voy a cumplir o si se me van a abrir las puertas pero hoy pienso como jugador de fútbol y tengo esa convicción de seguir ganando cosas grupales y personales

Mirá la entrevista completa acá.