Noticias En directo
Fichajes

Leo Messi ya es libre para negociar su futuro con cualquier club

8:00 CET 1/1/21
Lionel Messi Barcelona 2020-21
El rosarino ya puede escuchar ofertas sin impedimento legal debido a que finaliza contrato con el Barcelona dentro de seis meses.

Ha llegado el día. Desde hoy, 1 de enero de 2021, Leo Messi es libre para hablar y negociar con el club que desee contar con sus servicios a partir del próximo 1 de julio, cuando dejará de estar vinculado con el Barcelona, el único club para el que ha jugado en su dilatada carrera desde que debutara en 2004. Con contrato hasta el 30 de junio de 2021, el rosarino no tiene ya ningún impedimento legal o moral para negociar con quien considere oportuno.

Cabe destacar que Messi ya dejó clara su intención de abandonar el club el pasado verano y si no lo hizo fue porque, según él mismo explicó en la famosa entrevista a Goal, que "jamás iría a juicio contra el club de mi vida", ya que el entonces presidente, Josep Maria Bartomeu, no respetó la palabra que le había dado de permitirle abandonar el Barcelona cuando él considerara oportuno después de tres lustros de intachable compromiso y en los que se había convertido en la mayor autoridad de la historia del fútbol.

Messi, frustrado ante la falta de resultados y soluciones, planteó irse "en busca de nuevos retos" pero descartó forzar la situación a través de la vía legal y aceptó seguir una última temporada mientras varios de los clubes más importantes de Europa hacían cola en su puerta.

El Manchester City, el PSG y el Inter, los más interesados

Hasta el momento han sido el Manchester City de Pep Guardiola, el PSG de Neymar Da Silva y el Inter de Milán, que suspira por él desde que era un adolescente, los que han mostrado un mayor interés pero cabe pensar que, ante la posibilidad de que el rosarino pueda salir tras agotar contrato con el Barcelona y, por lo tanto, sin coste alguno de traspaso, pueden ser más los clubes que se sumen a la carrera por contar con el mejor de todos los tiempos.

El club citizen se planteó una oferta importante el pasado verano, aunque no llegó a ponerla sobre la mesa hasta determinar la disponibilidad del Barcelona a vender, algo que no sucedió. Más recientemente fue Neymar, que como Messi también suspira por volver a coincidir de manera habitual con su amigo, el que señaló que "el año que viene tenemos que volver a jugar juntos, seguro". El Inter, por su parte, no ha realizado nuevos intentos tras los del pasado verano pero sigue prendado de él.

Messi todavía no ha hablado con nadie

De momento, ni el jugador ni su padre, Jorge, han escuchado a ningún club. Según una información reciente publicada en Goal, no se ha producido ni una sola reunión, personal o telemática, formal o informal, con ninguno de los muchos clubes que pretenden incorporarle en tanto y en cuanto la ley del deporte no lo permite.

Sin embargo, a partir de hoy Messi sí puede escuchar al club que le plazca y, a la espera de lo que suceda en las elecciones a la presidencia del Barcelona, que se celebrarán el próximo 24 de enero, gozará de veinticuatro días antes de recibir la llamada del nuevo presidente del club azulgrana. 

En clave barcelonista, si en algo está habiendo consenso durante la campaña electoral es en la importancia de convencer al rosarino de que siga en azulgrana hasta el final de sus días como futbolista en activo, tal y como era su sueño antes de que la falta de proyecto de los últimos años haya provocado que congelara su renovación primero, que pidiera salir después y que se mantenga en sus trece hasta el día de hoy. En definitiva, este puede ser el año en el que veamos a Messi con otra camiseta de un club que no sea la del Barcelona.