Las tres razones por las que el PSG es gran candidato en la Champions

Comentarios()
Getty
El equipo francés se enfrentó a la primera gran prueba de la temporada y no sólo la cumplió: le sobró.

Neymar. Mbappe. Cavani. Son las tres razones por las que el PSG es, en septiembre del 2017, uno de los grandes favoritos a ganar la Champions League. Ante el Bayern Munich, por el segundo partido del Grupo B, el conjunto de Emery se enfrentó a su prueba más desafiante de la temporada. Y, al final, hizo lo que quiso. Ante un equipo que se considera como uno de los de mayor jerarquía del mundo, el equipo parisino dio una muestra de jerarquía y potencial. Si juegan así cuando recién se conocen...pueden llegar a cosas grandes.

Pese a los rumores, más allá de lo que pase en la convivencia interna, PSG demostró en esta primera parte de la temporada que tiene el mejor ataque del mundo.


EDINSON CAVANI

EDINSON CAVANI

Acostumbrado a cargar con algunas derrotas dolorosas en la espalda, Cavani parece listo para sacarse los fantasmas de encima. Juega con bronca, como si quisiera hacer cinco goles en un partido. Ante el Bayern Munich, aprovechó un pase espectacular de Mbappe para definir con maestría. Tiene libertad para moverse entre los centrales, pero también sabe retroceder y conectarse con el mediocampo.


MBAPPE

No le costó nada la adaptación y Emery le cedió buenas herramientas para que se luciera. Con espacio, el delantero francés puede hacer mucha diferencia porque sus compañeros de ataque, Neymar y Cavani, reciben mucha atención y se llevan marcas. Entonces, el exMonaco se luce con una velocidad fuera de lo normal, pero también con criterio para jugar. Dio muy buenas asistencias, no sólo para el gol del uruguayo, y regaló alguans pinceladas que marcan su clase: mucho más que un velocista.

MBAPPE

El artículo sigue a continuación

NEYMAR

Neymar

¿El jugador más desequilibrante del mundo? Desde la izquierda, el brasileño comanda todos los ataques del PSG. Por momentos, da la sensación de que podría hacer cualquier cosa. Muy poco desesperado en tener que demostrar, el exBarcelona juega con tranquilidad, mucho más sereno de lo que suelen pintar los medios de comunicación. El delantero tiene un nivel físico altísimo. El 'sprint' que lo suele destacar parece más desarrollado que nunca. Cuando acelere con el balón entre los pies, es capaz de todo. En la definición cada vez se toma más tiempo. Inteligente, Ney se muestra mejor que nunca.

Cerrar