Noticias En directo
Junior

Junior desaprovechó la oportunidad de crear una hegemonía

5:59 CEST 13/9/19
Junior de Barranquilla nómina 2019
El bicampeón de la Liga quedó eliminado de la segunda competencia nacional dejando la sensación de menosprecio a la misma.

Este jueves en Barranquilla, Junior quedó al margen de la Copa Águila luego de ganar 2-1 y caer en penales 3-4 ante el Deportivo Cali en el Metropolitano. Y perdió una oportunidad de oro…

Desde los días previos, Julio Avelino Comesaña ya venía avisando que la Copa estaba en un segundo y casi tercer plano para los rojiblancos, enfocados en recargar fuerzas y buscar recuperarse en la Liga Águila donde cumple una campaña discreta. El uruguayo confirmó sus palabras con la convocatoria dejando a hombres de primer nivel por fuera, caso Sebastián Viera, Teo Gutiérrez y Víctor Cantillo, entre otros.

Julio Comesaña sigue con la polémica: gesto obsceno durante el Junior-Cali

Aún así, el equipo “B” del ‘Tiburón’ logró empatar parcialmente la serie, aunque solo logró despertar al Cali para buscar rápidamente la ventaja en el global. De ahí en más se encargó de controlar el balón, intentar llegar, pero sin la convicción que debería mostrar un equipo ambicioso que aspira a ganar todo lo que juega. Casi de milagro encontró el 2-1 a favor para llegar hasta los penales.

Y es ahí donde Junior perdió esa gran oportunidad de empezar a crear una hegemonía, como la que tuvo Atlético Nacional recientemente y para lo cual el propio equipo barranquillero se preparó para destruir, lográndolo con dos títulos ligueros al hilo. Si bien ya tiene asegurado su cupo a la Copa Libertadores 2020, la Copa Águila era un buen motivo para, primero poderle seguir dando minutos a varios jugadores y de haber clasificado a la semifinal, enfilar baterías para ir por la coronación. Es que un título oficial nunca está de más, máxime en Colombia donde es difícil mantener una racha ganadora por más de dos años y cuando la frase más reptida es creerse el "papá" de todos. Así no se crea historia ni grandeza.

Dimayor revocó la sanción de Lucas Pusineri y ratificó la de Julio Comesaña

Era la oportunidad para decir “¡Presente!” como uno de los equipos grandes del país, para seguir alimentando la vitrina, en este caso, por el mero lujo de sumar una Copa más. Es entendible que la aspiración sea el tricampeonato, el mismo que hoy parce una empresa mucho más difícil. En cambio, la Copa, solo estaba a cuatro pasos.

Como si fuera poco con lo futbolístico, Comesaña terminó dejando su imagen ante el país por el piso con un acto reprochable que se vio en televisión. Poco o nada le importó estar sancionado, a Julio Avelino se le fueron las luces en todos los sentidos.