Noticias En directo
CONMEBOL Libertadores

Final de la Copa Libertadores: la experiencia de River vs. la euforia de Flamengo

19:34 CET 22/11/19
Hinchas Fans River Flamengo 23112019
Mientras que los brasileños invaden las calles de Lima con todo el color y la fiesta, los argentinos lo viven tranquilos, con una armoniosa felicidad.

Las calles siempre colapsadas de tránsito de Lima fueron invadidas en los últimos días por una ola negra y roja que emana fiesta en cada esquina. En el aeropuerto, en las hermosas playas de la Costa Verde, en Callao, Miraflores o en cualquier rincón de cualquier distrito de la capital peruana, los miles de hinchas del Flamengo que llegaron con la ilusión de levantar la Copa Libertadores tras 38 años de decepciones, se hacen notar y dejan en claro a cada rato que, más allá de la predilección de los peruanos por River, la localía y la alegría es brasileña.

Por el número de gente que arribó a Perú y, especialmente, por lo que transmiten los fanáticos de unos y otros, nadie se anima a dudar en Lima de que Flamengo y River están palpitando la final de dos maneras muy diferentes. A horas del duelo decisivo, los brasileños triplican en cantidad y en euforia a los argentinos que, aunque sueñan con el bicampeonato, ya viven como un hecho natural el tener que definir el título internacional más importante del continente.

"Nosotros venimos gastando sin parar en viajes hace más de cinco años, tenemos las tarjetas explotadas ‘por culpa’ de Gallardo. Y ellos están así porque hace como 40 años que no lo ven campeón a Flamengo", explica con orgullo -y algo de arrogancia- Juan Manuel, un riverplatense que salió el martes desde Buenos Aires e hizo escala de 13 horas en Bolivia antes de aterrizar, el miércoles, en Perú. Él, al igual que la gran mayoría de los hinchas de River, viven la previa de su tercera final de América en cuatro años con una armoniosa felicidad que contrasta con el clima de fiesta absoluta e ilusión que invade a los brasileños.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

. Gallardo y el mito Napoleón vuelven a ilusionar a los hinchas de @riverplate 😍 #Libertadores

Una publicación compartida de Goal en Español (@goalenespanol) el 22 Nov, 2019 a las 9:02 PST

Las camisetas del Millonario están, son muchas, y se las puede ver recorriendo los principales lugares turísticos de la ciudad, almorzando en el pintoresco centro limeño o tomando mate de cara al mar. Sin embargo, por esa excesiva calma que exhiben en su andar, pareciera que los argentinos lo sienten casi como un partido más. Por su parte, a los seguidores del rubonegro basta con preguntarles un pronóstico para la final para que, automáticamente, exploten en un grito que ya se hizo viral en las calles de Lima: “¡Dá-lhe dá-lhe mengo... Seremos campeões!”.

Pero esa calma de los hinchas del defensor del título versus la pasión desmedida flamenguista no nació en Perú. La diferencia ya comenzó a notarse desde las partidas de ambos planteles de sus respectivos países: mientras que los dirigidos por Gallardo se entrenaron en Núñez, se subieron a un micro y se fueron a Ezeiza con total tranquilidad, al equipo de Jorge Jesus lo despidió de Río de Janeiro una multitud a puro ritmo, humo de colores y carnaval.

Cuando empiece a rodar la pelota este sábado en el Monumental de Lima, se verá si las emociones y la manera de vivirlo de cada hinchada se traslada a sus jugadores o si eso sólo es una cuestión pura y exclusiva de tribuna.