El Barcelona padece las ausencias de Jordi Alba

Comentarios()
Getty Images
En números, el líder de LaLiga empeora sin el '18', pero no tanto como lo hace en el juego. Allí la sensación es bastante más preocupante.

La ecuación es sencilla: gana menos partidos, pierde más puntos. Así es la vida del Barcelona cuando Jordi Alba no juega. El lateral internacional español cumplió ciclo de sanción en el Estadio de Gran Canaria, donde el equipo de Valverde no pasó del empate 1-1 ante Las Palmas

MESSI AJUSTA CUENTAS PENDIENTES

El ex jugador del Valencia había visto el pasado sábado la quinta amarilla ante el Girona en el Camp Nou, durante la goleada 6-1 de los catalanes, y se 'limpió' para poder estar el próximo domingo contra el Atlético de Madrid, segundo clasificado y único aspirante a arrebatarle LaLiga a los azulgrana.

Y el Barcelona lo sintió. Como lo hace casi siempre que su lateral izquierdo se ausenta, más allá de que acabe ganando los partidos. La importancia de Alba se ve más clara en el juego que en el resultado final en sí, que también. Desaparece la sensación de peligro por la banda izquierda, en tanto que Lucas Digne está a años luz del jugador que lo hace suplente. 

 

¡Vamos equipo! #ForçaBarça

Una publicación compartida de Jordi Alba (@jordialbaoficial) el

El líder del campeonato jugó 34 partidos con el nacido en Hospitalet de Llobregat: ganó 24, empató 8 y perdió 2. Marcó 76 goles, un promedio de 2.2 por encuentro, y recibió 17, una media de 0.5 por compromiso. Con él en campo, el porcentaje de victorias del Barcelona asciende al 70.6% y consigue 2.4 puntos por partido.

Alba

El artículo sigue a continuación

En cambio, los catalanes jugaron 9 partidos sin Alba. Ganaron 6, empataron 2 y perdieron 1. Marcaron 23 goles, un promedio de 2.6 por encuentro, y recibieron 5, una media de 0.6 por presentación. El porcentaje de victorias del Barcelona desciende al 66.7%, mientras que son 2.2 los puntos conseguidos por partido en promedio.

¿Y Messi? El argentino, que pierde a su mejor aliado como opción de pase, marcó seis goles cuando no estuvo Alba, y 25 cuando sí contó con uno de sus grandes socios dentro del campo. 

En números, el Barcelona empeora sin el '18', pero no tanto como lo hace en el juego. Allí la sensación es bastante más preocupante.

Cerrar