El Atlético de Madrid acelera para encontrarle un equipo a Thomas Lemar

Comentarios()
Thomas Lemar Atletico Madrid 2019-20
Getty Images
Dos clubes ingleses han pedido la cesión de Lemar, pero al Atleti sólo le sirve un traspaso o una cesión con opción de compra

Se intentó sin éxito en invierno y se intentará hasta octubre. El Atlético de Madrid trabaja para encontrar nuevo destino a Thomas Lemar. El de Guadalupe, tras dos temporadas como rojiblanco, arroja un saldo de 72 partidos, 3 goles y 6 asistencias. Un rendimiento pobre para un campeón del mundo, que percibe 7 millones netos al año y por el que se abonaron 72 millones por el 70% de su pase. El director deportivo, Andrea Berta, está trabajando en encontrar un nuevo club para Lemar, al que Diego Pablo Simeone ha dado todas las oportunidades que ha podido, sin que el francés le haya correspondido. El club, dispuesto a sacarle cuando antes, ha solicitado la colaboración en el mercado de Jorge Mendes, uno de los agentes de cabecera del club en diferentes operaciones. El intermediario luso recibió el encargo de ‘colocar’ a Lemar en un club inglés. Y según ha podido saber Goal, hay dos equipos interesados en su fichaje.

Dos ofertas de cesión sobre la mesa del Atleti pero…

Dos clubes ingleses se plantean la opción Lemar, pero con operaciones de simple cesión por una temporada, algo que no satisface al Atlético de Madrid. ¿Por qué? Sencillo. Si hay cesión, el Atlético no libera la suficiente carga de masa salarial en su coste de plantilla para poder fichar nuevos jugadores. Simplemente, se ahorra una parte de la ficha del jugador. De ahí que el Atlético tenga claro el plan con Lemar. Sólo aceptarán un traspaso -aunque sea a la baja- o una cesión con opción de compra, porque esa fórmula sí permitiría al Atleti liberar al menos un 25% del dinero por esa opción incluida en el contrato.  En cambio, si sólo llegan propuestas de cesión y esa operación no libera el dinero suficiente para que el Atleti pueda fichar otro jugador, Simeone sería partidario de volver a quedarse al jugador. La próxima semana será decisiva para resolver el futuro de Lemar.

El mercado del Atleti, un campo de minas

Estrangulado por las restricciones financieras del impacto del Covid-19, como la gran mayoría de clubes de Primera, el Atlético de Madrid apura un mercado francamente complicado. Un campo de minas. Tal y como avanzó su consejero delegado, Miguel Ángel Gil Marín, sólo llegarán jugadores cuya inversión no supere el 25% de la cantidad que se ingrese por ventas de jugadores o ahorro de fichas en salidas. El club sigue bordeando el límite en cuanto a adquisición de amortización de jugadores y se ha excedido en cuanto al coste de plantilla regulado por LaLiga. La fórmula colchonera es la que muchos de sus aficionados ya se conocen de memoria: si se quiere fichar, antes hay que vender. Y claro, si se vende, también hay que ver si es rentable. Ejemplo: si se vende a un jugador por 100 millones, sólo se podrá ‘reinvertir’ 25 ‘kilos’ en su sustituto.

El Atlético ha gastado 37 millones este verano

El club ha tenido que afrontar este verano el desembolso de diferentes operaciones: en primer lugar, ha tenido que pagar el traspaso de Ivo Gbric, valorado en unos 6 millones pero con apenas un desembolso de 3.5 fijos, después ha pactado la compra definitiva de Yannick Carrasco por 27 millones teniendo que pagar un primer plazo de 6.75 millones al Dalian y cabe recordar que, a comienzos de julio, tuvo que abonar el pago restante por el traspaso de Álvaro Morata al Chelsea, de unos 35 millones, porque el club de Londres se negó a ampliar el calendario de pagos por el jugador. Es decir, que este verano el Atleti ha tenido que rascarse el bolsillo, invirtiendo 45 millones de euros. En total, 37 “kilos”, si se descuenta la venta de Caio Henrique.

Un pivote y un delantero

Simeone necesita, como mínimo, un pivote para el centro del campo y un delantero. Hay interés por Marc Roca, pero no hay oferta. Y algo parecido ha sucedido con 4-5 delanteros por los que el club ha preguntado, pero sin hacer gestiones formales. Y es que este está siendo, sin duda, el mercado más complicado de la historia reciente del Atleti. Llegan ofertas por los que el club quiere retener (Morata, Giménez, Joao Félix y Thomas, entre otros) y no encuentra acomodo a los jugadores que desea sacar (Arias, Vitolo, Lemar o Diego Costa). Futbolistas que tienen buen cartel, pero que tienen fichas muy altas, que siguen gravando la economía del Atleti y que, al final, son salarios inasumibles para muchos de los clubes del resto de Europa, salvo para los equipos de la Premier. Por eso el Atleti sigue trabajando contra el crono, a destajo, para vender jugadores, liberar masa salarial y fichar dos jugadores antes del 5 de octubre.

Cerrar