thumbnail Hola,

En una final no demasiado brillante decidió un gol de Gedo a falta de cinco minutos para el final.

Por Francisco Acedo.-
 
Egipto confirmó los pronósticos y se convirtió en campeona de la CAN 2010 al derrotar por 1-0 a Ghana, en una final de no demasiada calidad, con emoción y donde los 'Faraones' no lo tuvieron nada fácil. Egipto ha ganado los seis partidos jugados en Angola, pero esta final fue quizás la menos brillante del equipo dirigido por Hassan Shehata.

Fue un choque muy táctico y con superioridad de las defensas sobre los ataques. Ghana ató bien a los hombres claves de Egipto como Zidan y Ahmed Hassan y se notó bastante ya que no brillaban en ataque y el juego se desarrollaba principalmente en el centro del campo. El técnico de Ghana, Milovan Rajevac, leyó bien el partido y buscó anular a Egipto sin que pudiera hacer bien la transición del balón. Y así se desarrolló la primera mitad.
En el segundo tiempo Ghana se creyó más que podía dar la sorpresa ante los favoritos y atacaron con más ímpetu, aunque su hombre referencia, el delantero del Rennes A. Gyan, estaba demasiado solo. Pese a todo dio un par de sustos al meta El Hadary en los primeros veinte minutos. Y en el minuto 66 entró en el campo Gedo, un hombre que sería clave. El 'pichichi' del Torneo, pese a no ser titular con Egipto en ninguno de los partidos de esta Copa de Africa.

Y con el en el campo funcionó mejor la línea media de su equipo, llegando en varias ocasiones ante la meta defendida por Kingston. Hasta que en el minuto 85 una pared entre Zidan y Gedo provocó que este entrara en carrera en el área ghanesa y de chut colocado con efecto batió al portero y firmó el 1-0. Fue su quinto gol en esta CAN 2010 que valía el título, a la vez que le confirmó como máximo anotador del torneo.

Pese a que en los últimos minutos Ghana puso cerco ante la meta egipcia lo hizo con demasiados nervios y fue suficiente a la defensa para asegurar el resultado.
Para Egipto es su séptima Copa de Africa y la tercera consecutiva, algo histórico. Y redondeando con cifras bonitas como la 50º victoria en el torneo y el 19º consercutivo sin perder. La alegría de Egipto, en un estadio 11 de Noviembe de Luanda que no se llenó increiblemente, contrastaba con la tristeza de Ghana que volvió a perder una final 18 años después de disputarla.

En la entrega de los premios no faltó nadie, ni siquiera el presidente de la FIFA, Josep Blatter.

-La ficha del aprtido

¡Vota al TOP y al FLOP del partido!

Artículos relacionados