Delfín dejó a Colo Colo al borde del nocaut
@ColoColo
La gente perdió la paciencia con un equipo que elaboró poco y terminó humillado por el más débil del grupo.

Colo Colo sumó otra decepcionante actuación en la presente Copa Libertadores. Delfín le ganó en Santiago y lo dejó al borde del nocaut en el Grupo 2 donde lidera Atlético Nacional: si no supera al Cetáceo en Manta se olvidará de los octavos de final. 

Pablo Guede volvió a confiar en una línea de tres y en el descanso se arrepintió porque la producción de su equipo era mínima. Las más claras corrieron por cuenta de Esteban Paredes y Juan Manuel Insaurralde. El capitán cabeceó al vertical y el líbero le tiró al horizontal. Para el complemento se sumó César Pinares y Claudio Baeza pasó a la izquierda, pero el Cacique tampoco fue profundo.

El artículo sigue a continuación

Tras el gol de Juan Fernando Arismendi, el primero de la noche donde los hinchas blancos perdieron la paciencia con su entrenador, Gabriel Suazo entró y fue el que alimentó la ilusión en el desenlace. Trepó por la zurda y metió un disparo que salió alto; completó un centro que peinó Octavio Rivero y se le escapó a Paredes; le cabeceó a las manos al arquero Ortiz.

Luego de tres partidos, el albo tiene solo se conforma con el empate conquistado en La Paz, porque ahora incluso hubo espacio para un frustrante autogol de Carlos Carmona. Humillado, se le acabó el margen y está obligado a, al menos, sacar los seis puntos que vienen.

Comentarios ()