Tobar aprobó en La Bombonera: “Supimos manejar a los jugadores, transmitimos credibilidad”

Comentarios()
Getty
El árbitro chileno tuvo un buen desempeño en el electrizante 2-2 que timbraron Boca y River en la primera definición de la Copa Liberadores.

Roberto Tobar tuvo la gran responsabilidad de dirigir la primera definición por la final de Copa Libertadores entre Boca y River. Y aprobó en La Bombonera.

El árbitro chileno cumplió un gran desempeño que ayudó a que el juego -que terminó en empate 2-2- fuera fluido. Además, fue criterioso a la hora de cobrar, por lo que estuvo lejos de protagonizar polémicas.

En total, mostró seis tarjetas amarillas durante el compromiso, cuatro por el lado de los Xeneizes y dos por la vereda de los Millonarios. Eso sí, a los 75’ le perdonó la vida a Rafael Santos Borré, quien, tras ser amonestado, le propinó un duro insulto que perfectamente pudo haberle costado la segunda amarilla. Sin embargo, el juez nacional optó por no complicarse ya que el colombiano de igual modo quedó suspendido para la revancha en el Monumental.

Tras el electrizante encuentro, el colegiado se mostró muy satisfecho con su actuación y entregó las que, desde su visión, fueron las claves de su cometido. “Estábamos al tanto de la expectativa del partido. Veníamos con la confianza de buenos partidos en Libertadores. Sabíamos del ambiente y el folclore, pero confiábamos en lo que veníamos haciendo”, dijo en conversación con el CDF.

“Tuvimos charlas todos los días y nos preparamos muy bien. Eso nos da una confianza muy grande para enfrentar estos partidos tan importantes. Conmebol viene trabajando muy bien en ese sentido, con análisis, revisión de videos y mucha preparación”, agregó, añadiendo que “sabíamos la calidad de jugadores que había y lo temperamentales que son algunos. Supimos manejarlos. Conversamos y llegamos a ellos. Transmitimos credibilidad. Además, ellos sabían como yo dirijo".

También el referí destacó la colaboración por parte de los futbolistas. "Ayudaron para que saliera un juego muy bueno, muy dinámico, de mucha intensidad y potencia. Ambos equipos brindaron un excelente espectáculo”, comentó.

Por otra parte, dijo sentirse muy halagado por las críticas positivas a su desempeño. “Recibo con mucha alegría los comentarios positivos que me han llegado. Estamos muy contentos por el cometido del equipo chileno. Esperamos que esto llegue también a todos los árbitros chilenos, que están trabajando bien".

El artículo sigue a continuación

Finalmente, explicó el momento en el que se decidió a suspender la final el sábado por las fuertes lluvias. "La cancha estaba muy anegada y era imposible que los jugadores hicieran un buen fútbol, no iba a ser el partido que todos esperaban. El fútbol no iba a ganar. La mejor decisión fue aplazarlo", cerró.

Mientras que el ex árbitro chileno y hoy comentarista Rubén Selman, elogió la serenidad del juez en un juego de alto ritmo. “Fue extraordinario. Un primer tiempo excelente, dejando jugar, con carácter, personalidad, manejando muy bien los tiempos arbitrales y resolviendo los problemas presentado de muy buena manera. Solo dos amarillas”, analizó de la primera etapa.

Y agregó que “en un segundo tiempo con más situaciones que resolver, Tobar aplicó todo su sentido futbolístico. Excelente en lo que significa la interpretación de las simulaciones. Un trabajo de equipo sensacional. Amonesta en los momentos oportunos, mostró carácter, personalidad, un excelente estado físico y no se dejó intimidar por los jugadores”.

Cerrar