Los aspectos que debe mejorar Chile en la Copa Confederaciones

Comentarios()
NATALIA KOLESNIKOVA/Getty
La conformación del ataque, la falta de variantes creativas, la poca sorpresa individual y el relevo de Díaz son asteriscos que Pizzi necesita borrar.

Fue 1-1 en el terreno del CSKA entre Rusia y un Chile que no convenció del todo. Quedan nueve días para el inicio de la Copa Confederaciones y solo un amistoso para corregir errores y afinar algunos movimientos.


¿Qué pasará con la delantera?


Alexis Sánchez llegó ayer a la concentración de la Selección y, de inmediato, fue fundamental para llegar al gol. De sus pies nació la habilitación a Mauricio Isla y en los minutos finales fue uno de los que intentó romper la línea defensiva rival.

El tocopillano tiene su puesto asegurado, situación que también debería disfrutar Eduardo Vargas, que lamentablemente sigue sin encontrar su mejor versión y no termina por sentirse cómodo en el centro del área. José Pedro Fuenzalida, por su parte, tampoco logra recuperar el nivel de 2016 y Martín Rodríguez no produjo lo suficiente.

La alternativa de 9 es Ángelo Sagal, precisamente el relevo de Edu en la presente jornada, pero cuando el partido ya estaba completamente desvirtuado. ¿Le darán la confianza necesaria?

En la banca aguardan Leonardo Valencia y Edson Puch, dos que están considerados para jugar ante Rumania.

Resta por saber si Pizzi mantendrá el 4-3-3 u optará por añadir un volante más, donde el nombre de Arturo Vidal parece lógico en un eventual mediocampo de destrucción con Aránguiz, Hernández y Díaz. 

El artículo sigue a continuación

¿Si falta Díaz?


Carepato agiliza la salida, se complementa y se conoce de memoria con Gary Medel y Gonzalo Jara, y también tiene la virtud de darle más libertad a Vidal y Aránguiz. Su ausencia dio paso a la estelaridad de Pablo Hernández, de buen partido ante los rusos.

El Tucu ya no es el 10 que conocimos en O'Higgins. En España, de hecho, nunca más jugó como enlace, pero su juego lo aleja de la línea de defensas. En momentos de apremio, con Mauricio Isla y Jean Beausejour avanzando metros por fuera, quedar expuesto a una contra rival es una posibilidad real, por lo que ese será uno de los puntos a considerar por el cuerpo técnico a la hora de elegir un reemplazo de Díaz, que sigue entre algodones


¿Y la banca?


Quedó en evidencia la diferencia entre titulares y suplentes. No solo en el caso de Díaz y Hernández, sino que en todas las líneas del campo. Si bien no fue la jornada más encendida de Charles Aránguiz, Felipe Gutiérrez entró aún más apagado y nadie pudo guiar desde atrás -por eso lo hizo Alexis-. ¿Por qué no se llevó a Matías Fernández o Jorge Valdivia? El tiempo lo dirá. 


Falta sorpresa


Excepto Arturo Vidal en el primer tiempo y Alexis Sánchez en el segundo, ningún otro seleccionado trascendió al punto de generarse una destacada jugada a nivel individual. Momentos así, que marcan la diferencia, acompañados de un colectivo que dé las condiciones, son los que llevan a los equipos a la gloria. Hay margen para mejorar.


Cerrar