Noticias En vivo
Barcelona

Barça en crisis: Valverde y Segura, contra las cuerdas; la plantilla, sin "intocables"

4:17 GMT-5 27/05/19
Ernesto Valverde Barcelona Valencia Copa del Rey 25052019
Valverde y Pep Segura, los más "señalados" en la crisis azulgrana

Ni el más optimista puede negarlo: hay crisis en el FC Barcelona. El presidente Josep María Bartomeu está promoviendo diferentes reuniones para abordar la toma de decisiones. Nadie quiere tomar decisiones equivocadas y existe consenso en que, pase lo que pase, el club debe hacer un análisis en frío de la situación. Nadie piensa que haya sido una temporada catastrófica porque se ha ganado la Liga, pero a nadie escapa que el final de campaña ha sido dramático, que se ha fallado en la Champions y en la Copa, y que existen claros síntomas de que podría estar llegando un final de ciclo. Según ha podido saber Goal, ahora mismo existen tres frentes abiertos en el gabinete de crisis del presidente: el banquillo, la dirección deportiva y parte de la plantilla. Temas candentes, espinosos y que requieren medidas. Algunas impopulares y drásticas.

La situación de Ernesto Valverde pende de un hilo. Ha ganado la Liga y cuenta con la defensa y el respaldo público del presidente, como también de Messi,. Sin embargo, el batacazo de Anfield y sobre todo, la derrota en la final de Copa ante el Valencia, han multiplicado las voces contrarias a Valverde en la directiva. Ahora mismo, existen bastantes dudas sobre si Valverde es el adecuado para seguir siendo el técnico el próximo curso, a pesar de que tiene contrato en vigor. Hasta ahora, nadie del club ha dejado caer que quieren prescindir de Valverde y el entrenador ha comentado que se ve con fuerzas para seguir. Eso sí, la presión es máxima y nadie puede esconder que existe una fuerte corriente de opinión entre los socios que demanda la salida de Valverde. Según ha podido saber Goal, cada vez cobra más fuerza la opción de que tanto Valverde como la directiva azulgrana lleguen a un acuerdo para anunciar, de mutuo acuerdo, que separan sus caminos. Sería una salida amistosa y nada lesiva para ambas partes, si es que no quieren continuar juntas. 

Otro frente abierto es el de Pep Segura. Muchos directivos desean que sea uno de los grandes cambios después de esta temporada y demandan que deje de ser la cabeza visible de la dirección deportiva. Muchos de sus fichajes no han funcionado y hay gran malestar entre los socios por el dinero empleado y el rendimiento ofrecido después de sus contrataciones. Segura, durante mucho tiempo uno de los hombres de confianza de Bartomeu, está ahora mismo con un pie fuera del Camp Nou. Muchos aficionados le culpan de una política de refuerzos equivocada, que se demuestra porque Messi, en los partidos importantes, parece estar cada vez más solo. Y necesita socios de primer nivel. Seguramente, nuevos socios. 

Por último, entre la directiva se considera que, salvo en el caso de Lionel Messi, ya no puede haber jugadores "intocables" en la plantilla. Bartomeu y sus directivos creen que los resultados no están a la altura de las expectativas que se habían generado y consideran que es hora de acometer un gran reestructuración en la plantilla con fichajes que eleven el nivel del grupo. Fichado De Jong, con gestiones avanzadas por De Ligt y el futuro de Antoine Griemzann en el aire, el club buscará nuevos refuerzos este verano. Eso sí, según le consta a Goal, la lista de bajas que maneja ahora mismo el club es mucho más grande de lo que era hace unas semanas. No hay nadie "intocable" y si tiene que abandonar el equipo alguna "vaca sagrada", a nadie le temblará la mano. Umtiti, Rakitic, Vermaelen, Boateng o Murillo están en rampa de salida.

Otro nombre propio es el de Luis Suárez. A algunos directivos les ha irritado sobre manera su decisión de operarse antes de la final de Copa del Rey. Por último, está el caso de Coutinho. La directiva considera que debe salir. El jugador no ha respondido a una inversión enorme en verano y si algún club pone una buena oferta sobre la mesa, saldrá. Y cuanto antes, mejor.