¿Quiénes son don Diego y Doña Tota en la canción de la Selección argentina en el Mundial Qatar 2022?

"Y al Diego en el cielo lo podemos ver, con Don Diego y con La Tota, alentándolo a Lionel" reza una de las líneas más llamativas del nuevo cántico que argentino que es furor en el Mundial Qatar 2022.

El éxito, cantado originalmente por la agrupación La Mosca Tse Tse, es de los más entonados por la afición albiceleste antes, durante y después de cada partido de la selección, cuyo ánimo se fue incrementando a medida que la Scaloneta fue avanzando fases en la competencia.

Ahora, previo a la final del Mundo ante Francia, el "Muchaaachooos, ahora nos volvimo' a ilusionar" retumba en todos los rincones de Argentina y en varias partes de Sudamérica por su pegajosa melodía y particular coro.

En la lírica, también destaca su parte final cuando hace mención especial a Diego Maradona y su familia. En efecto, la canción imagina al Pelusa en compañía de Don Diego y Doña Tota, alentando a Lio Messi desde el cielo.

Los mencionados Don Diego y Doña Tota, son los padres de Diego Armando, que tuvieron un papel fundamental en su vida, siendo motivo de superación e inspiración para el '10' a lo largo de su carrera y batallas dentro y fuera de la cancha.

Diego Maradona padre, también conocido como "Chitoro", nació el 12 de noviembre de 1927 en Esquina, provincia de Corrientes. El apellido lo heredó de su madre, ya que su padre lo abandonó antes de nacer según relata la historia. Don Diego falleció el 25 de junio de 2015 en Buenos Aires a sus 87 años tras varias complicaciones de salud.

Dalma Salvadora Franco, 'La Tota', nació el 3 de agosto de 1930 en la misma ciudad de su esposo, donde se conocieron antes de llegar a Fiorito. Es bien conocida la devoción de Diego Maradona por su madre, cuyo nombre lleva su hija mayor, Dalma Maradona. Doña Tota falleció el 19 de noviembre del 2011 a los 81 años por una afección cardiaca.

Y es por eso que la fe argentina asegura que al mirar al cielo, ven a Diego, don Diego y La Tota alentando a la Pulga en busca de la tercera Copa del Mundo. Por eso se volvieron a ilusionar.