¿Necesita el Real Madrid fichar a Neymar tras su paso por el PSG?

Comentarios()
Getty Images
El brasileño se convirtió en el fichaje más caro de la historia, ahora sólo tiene desafíos menores y eso rebajarçia su nivel para la presión en Madrid

Los desafíos en el fútbol francés están tan por debajo de Neymar que muchos han especulado desde hace mucho tiempo que está escogiendo y eligiendo qué partidos jugar y cuáles evitar.

La semana pasada celebró una fiesta por su 26º cumpleaños en la que invitó a todos sus compañeros del París Saint-Germain, o para explicarlo más específicamente, a todos los otros futbolistas que trabajan en nombre del Proyecto Neymar.

La noche después, la mayoría de los jugadores que habían asistido a su ejercicio de autopromoción en el Pavillon Cambon donde les entretuvo la superestrella del reggaeton Maluma estaban en el campo para jugar contra Sochaux en la Coupe de France. Neymar no. Ese es solo un ejemplo de los privilegio que se dice que disfruta Neymar desde que se convirtió en el jugador más caro del mundo el verano pasado cuando el PSG pagó su cláusula de rescisión de 222 millones de euros al Barcelona.

Hay otros ejemplos. Neymar puso a Edinson Cavani en su lugar a principios de temporada cuando tomó el control de sus deberes en una disputa que amenazó con eclipsar el trabajo que Unai Emery. Según publicaba El País, esta semana le pidió al entrenador español que disminuya la duración y la intensidad de sus sesiones de video en preparación para los partidos en nombre de ciertos jugadores que están cada vez más aburridos de esto.

En estas circunstancias, es imposible para Emery o cualquier otro entrenador controlar a Neymar. No hay forma de que pueda dejarlo fuera, a menos que el propio Neymar decida no jugar. No hay forma de castigarlo si es necesario, ya que el 10 tiene línea directa con Nasser Al Khelaifi, el presidente del PSG, quien hizo todo lo posible para asegurar su fichaje en primer lugar y que ahora está haciendo todo lo posible para que sea feliz.

Sin embargo, hay un objetivo unificador para todos los que trabajan en el Parc des Princes, incluidos Neymar y Emery, y es ganar la Liga de Campeones.

Neymar PSG Toulouse

El artículo sigue a continuación

El PSG probablemente gane la Ligue 1 y gane el triplete incluso sin Neymar, pero es en Europa donde Qatar necesita que su dinero tenga impacto. No ha comprometido una porción considerable de su riqueza para ganar algunos títulos menores aquí y allá. Quiere los más grande.

El equipo tiene talento; el once ideal probablemente esté a la par con cualquiera de los equipos que esperan llegar a las semifinales en esta competición. El problema es que el PSG se enfrenta a desafíos reales muy pocas veces y no tiene un líder cuando les toca.

Esto se demostró en la fase de grupos de la Champions League contra el Bayern Munich. Después de haber derrotado a los bávaros en París al principio de la temporada en un parido que costó a Carlo Ancelotti su trabajo, el PSG no fue rival para el poder del equipo local en el Allianz Arena.

A principios de este año se enfrentaron al Olympique de Lyon fuera de casa y cayeron. Una visita a Lyon es una de las pocas ocasiones en Fracia donde el PSG no está llamado a mandar durante los 90 minutos y sufrieron. Neymar estaba fuera; jugó unos días antes, anotando cuatro goles en el 8-0 ante el Dijon en el Parc des Princes. Podría ser uno de los partidos de fútbol más inútiles que jamás había jugado, pero uno en el que Neymar agravó una lesión en la pierna que lo excluyó del partido en el Parc OL.

Ahora sí estará presente en el Santiago Bernabéu en el primero de los dos partidos que definen la temporada del PSG, la de Emery y, tal vez, el legado parisino de Neymar. Tendrá que levantarse del estado de relajación en el que ha estado desde su estimado traslado a Francia y demostrar que puede marcar la diferencia contra los mejores de Europa, para eso lo contrataron, y no solo para destacar contra los Dijons de este mundo.

Neymar, Santiago Bernabeu

Sin duda, el Real mirará de cerca a Neymar. Jugará en un césped en el que podría haber sido local muchas veces en el pasado. Llegó a probar en el club cuando aún era un niño y el Barcelona acabó venciendo al Real Madrid en su fichaje en 2013 cuando partió por primera hacia Europa.

En algún momento parece inevitable que juegue de blanco. Esa opinión la comparte Marcelo, el compañero de selección de Neymar que ha estado moviendo el árbol esta semana para que el delantero dé el paso.

Pero el Bernabéu es uno de los escenarios más exigentes en el fútbol mundial. Quién sabe cómo será Neymar cuando acabe en el PSG. Quién sabe qué tipo de jugador perderá todo ese dinero, todos los compromisos comerciales y todos los viajes en jet privado. Quién sabe qué pasará un año, o dos o tres, con uno de los jugadores más habilidosos que se recuerdan.

Y ese podría ser el verdadero desafío de Neymar en los próximos años; no necesariamente ganar una Champions en París, sino salir de estos días de semi-retirada.  El ex agente de Marco Verratti, Dontao di Campli, le dijo a Tuttosport el mes pasado que ningún club podría sacar a Neymar, ni a ningún otro jugador del PSG, porque los contratos son tan enormes que viven en "prisiones hechas de oro".

Por su parte, distintas informaciones apunta a que el Madrid ha puesto en evidencia el estilo de vida de Neymar y si es compatible con la vida en el Bernabéu. A juzgar por el flujo de visitantes a las fiestas de su casa de París, como se documenta en su cuenta de Instagram y dada la dificultad de la operación para que salga del PSG, el Madrid podría considerar más prudente tener varias estrellas corales pero más comprometidas en su lugar.

Ese podría ser el destino final de Neymar; cumplir su sentencia en la prisión dorada del PSG si el Madrid, el único club que puede cambiar su situación, decide dejar pasar la oportunidad de ficharlo.

Cerrar