Las ilusiones que provocan los golpes

Comentarios()
Getty
El gran partido de España ante el subcampeón del mundo invita a frases y a análisis extremos que pueden causar luego una caída más dolorosa.

¿Hasta dónde está permitido soñar con el 6 a 0 ante Croacia? Se supone -por suerte- que en el mundo de los sueños no hay límites. Sí los hay, en cambio, en un mundo real: España, por golear al subcampeón del mundo y ganar antes en Wembley, frente a Inglaterra, no se convirtió en el mejor equipo del planeta ni acabó con la tarea de encontrar su mejor nivel. La etapa de Luis Enrique apenas comienza, está dandos sus primeros pasitos, y cualquier descripción grandilocuente puede parecer extrema tras una primera convocatoria.

La Roja ya sabe por historia que ciertas ilusiones causan luego grandes golpes. En 2014, sin ir más lejos, está el ejemplo para cercano y certero: del tiki-tika campeón del mundo al tiki-tika eliminado en primera ronda, con un 5 a 1 en contra en el debut ante Holanda.

El camino, claro está, tendrá más estaciones que dos partidos. La calma puede ser buena consejera en este ciclo que se inicia…

Cerrar