Noticias En vivo
LaLiga

La RFEF pide el cese o la dimisión de Tebas

6:58 a. m. COT 15/11/19
Luis Rubiales federación españa
Nuevo episodio en la guerra entre Federación y Liga tras el auto del Juzgado rechazando que el Villarreal-Atlético se juegue en Miami.

La RFEF ha emitido un contundente comunicado en el que detalla todas las demandas y recursos de LaLiga que preside Javier Tebas contra la Federación y acaba solicitando el cese o la dimisión de su presidente.

“Se reitera la solicitud a los clubes miembros de la Liga a entablar un diálogo con la Federación y se pide el cese inmediato del presidente de la Liga o bien su inmediata dimisión”.

Desde esta temporada puedes seguir toda la Premier League en exclusiva por DAZN. ¡Suscríbete ahora, tienes un mes de prueba gratis!

El comunicado llega tras la desestimación por parte del Juzgado de lo Mercantil nº 12 de Madrid a la solicitud de LaLiga de que el Villarreal-Atlético de Madrid se pudiera jugar en Miami como fue solicitado.

El comunicado completo de la RFEF reza así:

La RFEF ha recibido en el día de hoy el auto del Juzgado de lo Mercantil nº 12 de Madrid mediante el cual se deniegan las medidas cautelares solicitadas por la Liga para la disputa del partido oficial del Campeonato de España de 1ª División de Fútbol entre el Villarreal CF y el Atlético de Madrid en Miami y le condena a pagar las costas de proceso.

Del auto del Juez queda patente que, a pesar de los intentos en sentido contrario del presidente de la Liga, ésta no es un ente independiente, sino que forma parte de la RFEF y sus actuaciones deben coordinarse con la Federación.

Tal y como determinó también el Juez titular del Juzgado de lo Mercantil nº 2 de Madrid en el tema de los viernes y lunes y lo ha vuelto a poner en evidencia el Juez del Juzgado de lo Mercantil nº 12 en el día de hoy, la Liga “no puede actuar” al margen de la Federación. La Liga es una entidad que forma parte de la misma y sus actuaciones en el ámbito de las competiciones deportivas deben acordarlas y coordinarlas con la institución que dirige el fútbol en España.
 
Asimismo, es destacable el hecho de que la Liga haya visto rechazadas en los últimos meses todas las peticiones que han formulado contra la RFEF:

•Solicitó que la Copa de S.M el Rey y la Supercopa fueran competiciones profesionales para poder organizarlas, algo que fue rechazado.

•Presentó ante el CSD un conflicto de competencias contra la RFEF, que también se rechazó.

•Presentó una demanda contra la RFEF para poder disputar un partido en Miami la temporada pasada y tuvo que desistir de la solicitud de medidas cautelares porque uno de los clubes participantes, viendo el riesgo jurídico-deportivo que corría, desistió de disputar dicho partido.

•Ahora ha vuelto a intentar disputar un nuevo partido en Miami y el juez le ha condenado a pagar las costas y le ha denegado la medida cautelar.

Además, en la demanda que La Liga presentó por los lunes y viernes, el juez decidió autorizar exclusivamente la disputa de los partidos en viernes, precisamente, porque había sido la RFEF la que ya había dicho que no veía inconveniente alguno en que se disputaran los partidos en viernes. Asimismo le obligó a depositar una caución de 15 millones de euros. Igualmente presentó demanda por este mismo tema ante el CSD,  que archivó su solicitud.

El Presidente de la Liga Sr. Javier Tebas ha presentado todo tipo de demandas (penales, civiles, mercantiles, administrativas) y recursos contra la RFEF, en lo que se considera una huida hacia adelante para justificar sus propios errores, como el de no haber aceptado hasta en cinco ocasiones la encomienda de la Copa de S.M. el Rey, generando unos daños económicos contra la Federación ante los que deberá responder.

El dirigente de la Liga  considera que puede actuar al margen de la Federación, no obstante, jueces, administración, etc.... han constatado y comunicado que esto no es posible y que, sin la autorización de la RFEF, no puede organizar las competiciones de fútbol en España. La Liga es un gestor de competiciones que debe adecuar su actuación a las normas de la FIFA, la UEFA y la RFEF.

El Presidente de La Liga ha judicializado todas las cuestiones habidas y por haber. El auto deja patente que las bases de La Liga, lejos de ser sólidas, se pueden considerar conjeturas o incluso montajes propios, haciendo un uso de los juzgados con un sentido totalmente contrario a aquel para el que fueron concebidos.

La actitud que se puede considerar de total desprecio del presidente de La Liga por las normas de la FIFA, de la UEFA, así como de la RFEF, llevan a una situación de extrema gravedad y ponen en riesgo a los propios clubes de la Liga. 

 A juicio de la RFEF, esta actitud es “absolutamente hostil e irresponsable” contra la institución que dirige el fútbol en España y está generando unos perjuicios para este deporte y especialmente para los clubes que forman parte de la Liga que debe cesar de inmediato.

Con  esta forma de proceder ha conducido a dos clubes españoles como el Villarreal CF y Atlético de Madrid, al incumplimiento de las normas de la FIFA y la UEFA, provocando una injerencia del sistema jurídico-público en aspectos que la FIFA y la UEFA consideran del ámbito totalmente privado que puede traer como consecuencia graves sanciones para ambos clubes. Dichos clubes no han querido oponerse o han sido conducidos gravosamente a seguir las directrices de la Liga y de su presidente para poner en marcha medidas prohibidas por FIFA y UEFA.

Dichos clubes, sujetos a las normas futbolísticas nacionales e internacionales, en todo momento eran conocedores antes del auto del día de hoy que se enfrentan a importantes y graves sanciones deportivas y/o económicas por su actuación contrarias a las decisiones de la FIFA y a los principios más elementales de la normativa deportiva internacional.

De esta manera, se reitera la solicitud a los clubes miembros de la Liga a entablar un diálogo con la Federación y se pide el cese inmediato del presidente de la Liga o bien su inmediata dimisión. Asimismo, se insta a la Liga que deponga las actuaciones contrarias a la RFEF, dejando paso a una nueva etapa de concordia y colaboración con nuevos interlocutores.