Griezmann y la Guerra Fría al PSG aceleran la ofensiva por de De Jong

Comentarios()
Getty
El Barcelona no quiere que le vuelvan a dar calabazas como hizo el francés y tampoco olvida la espantada de Neymar.


EDITORIAL

El Barcelona ni quiere ni puede permitirse repetir el caso Griezmann, que culminó con un estrepitoso no al club azulgrana, vídeo mediante, a pesar de que puertas adentro el Barcelona admitía fuera de micrófono que el acuerdo era total. El club se sintió engañado por el francés como un año antes se sintió estafado tras la salida de Neymar Da Silva camino del PSG meses después de firmar la renovación.

El artículo sigue a continuación

El cuadro parisino, además, ya le había negado al Barcelona la posibilidad de negociar para incorporar a jugadores como Thiago Silva, Marquinhos Aoàs y Marco Verratti y acabó vengándose convenciendo a Neymar para irse a París. Pero el Barcelona considera que ha llegado la hora de pagar al PSG con la misma moneda y sacar pecho ante una afición que ve cómo el club es incapaz de fichar ni una sola de sus primeras opciones mientras además ha visto marcharse al jugador que el club había elegido para heredar el liderazgo de Leo Messi.

Así, el pulso por Frenkie De Jong cabe interpretarlo como una consecuencia directa de ambas realidades. Es decir, el presidente, Josep Maria Bartomeu, no está dispuesto a admitir que el PSG vuelva a ganarle una batalla y tampoco permitirá que le tomen el pelo como entiende que hizo Griezmann, de ahí que desde la semana pasada tomara las riendas del futuro de De Jong de forma personal, para asegurarse que el PSG no le vuelve a pasar la mano por la cara trayendo al centrocampista por el que suspiran la prensa y la afición catalana.

En este contexto los mayores beneficiados serán el Ajax y el propio jugador, que ganarán incluso más de lo previsto tras la dura subasta en la que Barcelona, PSG y Manchester City, sin olvidar a la Juventus, se han enfrascado. En todo caso la insistencia del Barcelona estaría resultando definitiva a la espera de conocer la decisión de parte del propio jugador, el único capaz de acabar con la controversia en cuanto a su futuro. De momento, el Barcelona anda cerca de cobrarse su 'vendetta' particular con el PSG tras la espantada de Neymar y De Jong será solo el principio según espera el club azulgrana.

Cerrar