Noticias En vivo
UEFA Champions League

“Furia” de la Juventus en el túnel de vestuarios tras el pitido final

8:17 a. m. COT 12/04/18
Chiellini
Tangana al finalizar el partido. Chiellini acusó a los jugadores del Real Madrid de comprar al árbitro. Sergio Ramos puso paz

LA INTRAHISTORIA

No es fácil meterle tres goles al Real Madrid en el Santiago Bernabéu. No es fácil tener al campeón de Europa contra las cuerdas después de haber perdido 0-3 en tu propia casa. La Juventus lo había logrado, sin embargo no pudo celebrar la puntilla final, porque un penalti de Benatia sobre Lucas Vázquez que convirtió Cristiano Ronaldo acabó clasificando al gigante español en el minuto 98 y dejando a la Vecchia Signora con la miel en los labios y la rabia a flor de piel. Lo demostraron sobre el campo contra el trencilla Michael Oliver, que acabó expulsando a Gianluigi Buffon por reclamarle el penalti. Y lo demostraron nada más terminar el partido en el túnel de vestuarios, contra el equipo arbitral y contra los jugadores blancos, según publicó BeIn Sports y pudo confirmar Goal.

Según se pudo ver en las imágenes de televisión, incluso dentro del propio campo, Chiellini acusó a los jugadores del Real Madrid de ‘comprar’ al árbitro nada más señalar el penalti. Y esa misma acusación la repitió en el túnel de vestuario contra los blancos. El central italiano fue uno de los más insistentes en lo que estuvo cerca de convertirse en una batalla campal a las puertas de los vestuarios del coliseo merengue. “Estaban hechos una furia y lo estaban pagando con los jugadores del Real Madrid”, cuentan a Goal fuentes del club blanco.

En ésas apareció Sergio Ramos, que fue uno de los que puso paz entre ambas plantillas para que la sangre no llegase al río. Y no llegó finalmente. Aunque luego, en zona mixta, continuasen las amargas reclamaciones de toda la Juventus al unísono por la decisión arbitral. Buffon habló de que el árbitro en lugar de corazón tenía "un cubo de basura", el propio Chiellini diciendo que era el error más clamoroso de su carrera, Higuaín salió por zona mixta pidiendo a los periodistas que vieran la repetición del penalti, Benatia hablaba de violación de las normas, Agnelli clamando contra Collina, Pjanic calificándolo de "vergüenza" en redes sociales... Cada declaración que llegaba era todavía más voluminosa que la anterior en un auténtico vaivén de declaraciones como pocas veces se recuerda por zona mixta. 

Por cierto que en esa misma zona mixta se hablaba mucho de que Sergio Ramos estaba sancionado, pero vio el final del encuentro desde la boca del túnel de vestuarios. El mismo Allegri se lo recriminó antes del pitido final y, según Cadena Cope, el árbitro lo reflejó en el acta. Aunque según pudo contrastar Goal con fuentes del club blanco, no temen ninguna sanción puesto que la única prohibición para el sancionado Sergio Ramos era la de estar “sobre el césped”, como sí hizo Xabi Alonso en la final de Lisboa en la celebración del empate blanco. Pero en ningún momento tienen constancia de que no pudiese estar en el túnel de vestuarios mientras que no pisase en el césped. Y no lo pisó.