Noticias En vivo
Racing Club

Centurión rompió el silencio tras el cruce con Coudet: "Chacho no se merecía que lo empujara"

12:10 p. m. COT 11/03/19
Ricardo Centurion Eduardo Coudet River Racing Superliga 11022019
El mediocampista de Racing explicó su reacción y reconoció su responsabilidad en el incidente en el Monumental: "Fue la gota que rebalsó el vaso".

Exactamente un mes después del incidente que protagonizó con Eduardo Coudet en pleno campo de juego del Monumental y que le costó ser separado del plantel de Racing, Ricardo Centurión rompió el silencio y reconoció su absoluta responsabilidad en lo ocurrido: "De corazón, Chacho no se merecía que yo lo empujara. Son cosas que tienen que arreglarse puertas adentro, es algo que me queda como enseñanza".

En diálogo con TyC Sports, el mediocampista contó: "Estaba fastidioso por haber quedado afuera del once inicial. Tampoco pido explicaciones de por qué me sacan, pero a nadie le gusta quedar afuera del equipo titular y capaz el Chacho me vio con cara de orto, también en el entretiempo. Después me tocó entrar y ya todos sabemos lo que sucedió. Yo soy un pibe que siempre soy de tirar para adelante, pero este fue un caso particular, sentía que este podía ser un partido para recuperar mi nivel, porque no venía jugando bien, y fui el único al que le tocó quedarse afuera".

Respecto a lo ocurrido en los momentos previos al encontronazo, Centurión explicó: "Cuando salí del banco de suplentes para hacer la entrada en calor me puteaban hasta los mudos y es inevitable no cargar con eso. Sé que uno tiene que ser profesional y aguantar, pero la sangre tira, uno es persona, y me la terminé agarrando con el que no me la tenía que agarrar. Un tipo que me llamó, que me reventó el teléfono, que me bancó muchísimas cosas... Me hubiese gustado charlar cara a cara con él, pero no se dio, él tendrá su opinión".

Más allá del arrepentimiento, Centu, que dos semanas atrás envió una carta documento para ser reincorporado al plantel profesional y esta semana decidió dejar de presentarse a las prácticas de la Reserva, también pidió ser escuchado: "Sé que pasaron muchas cosas y siempre recaemos en lo mismo, que yo tengo que aprender. Esto fue la gota que rebalsó el vaso y se tomaron medidas. Me dolió mucho pero ahora me siento bien y tengo ganas de charlar y de arreglar las cosas, para que todo se ponga en su lugar, más allá de si sigo o no en Racing. Jamás quise perjudicar al grupo ni comprometer al técnico, fui a entrenar con la Reserva pero hasta un punto, porque este es mi trabajo y yo tambien tengo que cuidar mi parte".

Reflexivo, el atacante se refirió a las razones que lo llevan a estar constantemente en el centro de la polémica: "Hay algo en la cabeza que no me debe funcionar bien para tomar esas decisiones. En el momento voy y lo hago y al día siguiente todo se multiplica porque está mi nombre. Yo puedo apagar la tele, pero después mi familia me da vuelta la cara, sentía vergüenza, como si yo hubiera matado a alguien".