Paredes pide que no olviden a Colo Colo
Última actualización
Carlos Succo/Colo Colo
El Cacique recuperó el quinto puesto y quedó a siete puntos de Católica tras salir victorioso de una brega pareja y complicada.

Fue de ida y vuelta, parejo, sobre todo en el segundo tiempo. La salvedad es que Colo Colo en los 25 minutos finales tenía el marcador a su favor, con distancia de dos goles, y eso impulsaba a San Luis a seguir buscándolo, por todas las vías y con su importante gama de generadores de riesgo. En el global Christian Bravo tuvo tres chances, Braulio Leal y Boris Sagredo una cada uno y Gerson Martínez encontró el merecido premio para recortar la diferencia en los descuentos (3-2).

Comenzó feble el Cacique. Bravo elevó tras ganarle la marca a José Aguilera, que relevó a Damián Pérez y fue la única modificación en el once que superó a Corinthians. El centro corrió por cuenta de José Rojas. Y fue el inicio de una ráfaga de acciones consecutivas. Esteban Paredes abrió la cuenta, tras recibir de Carlos Carmona. La bajó de zurda, guió su trayectoria con la misma, la pausó con la diestra y definió perfilado al palo cambiado de Ignacio González. En la siguiente pelota lo empató Mauro Caballero. El paraguayo punteó en área chica luego de otra marca infructuosa de Colo Colo en la izquierda. Rodrigo González se aprovechó. Pero Paredes tenía su 207 bajo la manga. Claudio Baeza cedió para Lucas Barrios, taco y el capitán definió con todavía más clase.

Iban quince minutos y el juego en el Monumental ya era todo un espectáculo. A partir de ahí ambos bajaron un cambio y se estudiaron en busca del error que modificara el panorama. El arquero González le ganó, con sus dos manos, al derechazo de Lucas. Orion, en dos ocasiones, le dijo no a Bravo. Paredes casi celebra, y otra vez con la zurda. Fueron cinco las veces que remató el Tanque. E Insaurralde, el defensa central que terminó por afirmar la línea de tres, ganó en el aire y castigó a González con un cabezazo. El córner lo sirvió Claudio Baeza. Fue el hecho que convirtió al festejo de Martínez, en la boca del arco luego de una profundización de Leal y un pase de Joaquín Pereyra, en el maquillaje de un triunfo consumado. No se terminó por enredar el albo y Paredes pide que no los olviden en su lucha por la corona 33.

 

Comentarios ()