Chile perdió el grupo con suplentes ante Uruguay y va por Colombia
Buda Mendes/Getty
La Roja agregó una a sus derrotas en el Estadio Maracaná y juega el viernes, pero con todos los titulares, ante los de Queiroz.

Chile cayó ante Uruguay y quedó pareado con Colombia en los cuartos de final de la Copa América. Edinson Cavani marcó el único gol de una noche igualadísima desde las llegadas, aunque el control del balón correspondió al bicampeón y La Celeste, máxima campeona de la competición, apenas pateó al arco con Diego Godín y Giorgian de Arrascaeta antes del cabezazo notable del delantero de PSG, en una jugada en la que se quedó congelado Gonzalo Jara, una de las cuatro sorpresas del once que prescindió de su 36% y ni siquiera lo utilizó de cambio. Paulo Díaz se perfiló, en todo caso, para disputar un puesto. Los charrúas pusieron a los titulares aunque tenían tres lesionados. Arias le sacó una peligrosísima a Luis Suárez con su mano.

El equipo Reinaldo Rueda resintió a sus laterales, a Arturo Vidal y al goleador Fuenzalida y optó por una línea de cinco defensores con Gonzalo Jara como último hombre. No estuvo el Rey y sí Alexis Sánchez, uno de los dos que pateó al arco junto a Charles Aránguiz. Casi consiguió un empate que lo emparejaba con Perú, el que será rival de los de Tabárez en la ronda de ocho mejores del continente -porque ya quedaron fuera los eliminados asiáticos-.

El cuerpo técnico del ex Atlético Nacional optó por Lichnovsky cuando se lesionó Gary Medel, más Junior Fernandes como la alternativa de un Vargas de malas decisiones en la tercera fecha y Nicolás Castillo por Jara en el 90 aunque generándose una chance al término. Malas decisiones fueron las que se trasladaron a los que emergieron desde el banco en momentos decisivos. En cuartos, contra Colombia, debiesen retornar los no considerados. Cuesta anticipar que se repita el mismo esquema si el que dio dos triunfos tiene resguardados a los que estaban apercibidos con amarilla (Vidal, Fuenzalida, Isla y Beausejour). Un Uruguay vs. Chile, que en fase de grupos incluyó el ingreso de un hincha -y agresión de Jara al mismo- y un arbitraje permisivo de Raphael Claus (hubo una doble mano de Godín en el área desestimada), podría repetirse en semis si el máximo y el actual campeón se imponen en sus respectivas llaves.

Comentarios ()