Alemania (6) 1-1 (5) Italia: Neuer acaba con la maldición
Getty
La tanda de penaltis acabó con un partido con excesivo respeto y tensión en el que los de Low vencieron por primera vez en su historia a los azzurri

Alemania se ha convertido este sábado en el tercer semifinalista de la Euro 2016. Los de Low tuvieron que llegar hasta los penaltis para eliminar a Italia y en esta suerte acabó siendo decisivo Neuer para sellar el pase de su equipo y vencer por primera vez en su historia al conjunto transalpino en partido oficial.

Joachim Low tomó nota del sistema italiano que tan buen resultado dio a Conte en octavos de final y se blindó para asegurarse que tendría la posesión sacando del once a Draxler y dando entrada a Kimmich en la medular. El resultado fue una bonita batalla táctica con conducciones largas, faltas y pocas ocasiones en la que lo único destacable fue la lesión de Khedira.

De hecho, no se escucharon los primeros lamentos en la grada hasta que casi se rondaba el descanso cuando Muller cazó un balón dentro del área pero le pegó mordido y perdonó en una suerte que difícilmente se le resiste al jugador del Bayern.

Le tocaba replicar a los azzurri y lo hicieron gracias a un tiro de Sturaro que tuvo que sacar Boateng bajo palos. Estas hostilidades fueron el preludio de lo que estaría por venir en la segunda mitad, que empezó con una Alemania más suelta que puso contra las cuerdas a Buffon con un disparo otra vez de Muller que Florenzi salvó 'in extremis'.

Los de Low lo rondaban y lo acabaron encontrando gracias a una gran acción de Mario Gómez. El delantero protegió un balón hasta dejar solo a Jonas Hector, que centró al área para que Ozil mandara el balón a las mallas entrando en carrera.

El propio delantero del Besiktas pudo sentenciar antes de lesionarse pero su remate de tacón lo sacó con reflejos felinos Buffon para dar una vida extra a su equipo, que firmó su resurrección aprovechando un grave error de Boateng. El central hizo unas manos evitables dentro del área y Bonucci transformó la pena máxima de forma impecable.

Italia aprovechó la oportunidad y tras el empate consiguió dormir el partido para llevarlo a la prórroga, donde Alemania volvió a dominar el balón pero sin tomar demasiados riesgos que provocaran una contra. Con ese contexto sólo una genialidad o un error en cualquiera de los dos equipos podía evitar los penaltis y Draxler parecía el único dispuesto a intentarlo.

El extremo del Wolfsburgo la tuvo con un remate de espaldas que no encontró portería e Insige respondió en una jugada personal que terminó con un potente disparo que atajó Neuer. Fueron las últimas balas de fogueo antes de la resolución final.

Zaza entró exclusivamente para tirar y falló tras una carrerilla poco académica, al igual que Pellé pero Muller también erró ante Buffon y Ozil la estrelló en el palo. Ahí Neuer se erigió en héroe parando el penalti a Bonucci pero Schweinsteiger no pudo poner la guinda y la mandó a la grada.

Ya en la muerte súbita falló Darmian ante un Neuer que detuvo dos penaltis y no volvió a errar Alemania, que con un tiro de Hector acabó con su maldición ante Italia y ya está en semifinales.

Comentarios ()