Noticias En vivo
Boca Juniors

Tevez no fue el líder que pidió Riquelme

23:11 CLST 02-05-18
Tevez Junior Boca Fecha 5 Copa Libertadores 2018 Grupo H
"Él es nuestro líder, aunque no quiera", dijo Román antes del duelo definitorio ante Junior, pero Carlitos estuvo lejos de brillar otra vez.

Wilmar Barrios pelea, traba, mete y va para adelante. Llega cerca del área y, entre cuatro jugadores de Junior, le sacan la pelota. Mientras tanto, Carlos Tevez lo mira pasar y no lo acompaña. La transmisión se detiene en un plano corto del colombiano tirado en el piso, pero la imagen, antes, muestra cómo Boca juega sin delanteros. Así parece muy difícil...

El Apache salvó la ropa en Brasil con un gol sobre la hora. Y hasta convirtió varias veces antes de lesionarse. Pero desde aquel desgarro que sufrió en el sóleo, y que estuvo rodeado de suspicacias, ya no volvió a ser el mismo. Es el tercer partido que disputa desde su recuperación y todavía no se lo vio en su mejor nivel. O, al menos, en el que mostró en algunos encuentros desde su regreso de China.

Fue Riquelme quien lo respaldó en una entrevista, pero al mismo tiempo le metió presión: "Él es nuestro líder aunque no quiera. Tevez es el que nos debe dar ese salto de calidad. Debe hacer un gran partido, y si lo hace, dará tranquilidad a todos". Carlitos no fue ese futbolista que pidió Román: si bien tuvo una chance clara de convertir, estuvo lejos del área y no generó casi nada de juego para liberar a sus compañeros. Jugó como único delantero y le costó juntarse con Pavón, Nández o Pérez. Su físico no parece estar a punto tampoco. Si bien hace rato que no es el de antes, en Barranquilla se notó que lo que más extraña es la explosión de la que se aprovechaba en el pasado.

Tevez volvió para mejorar su imagen y retirarse como un ídolo. Su status decayó después de su escapada a Shanghai, pero su vuelta le dio un crédito más. Ese crédito es el que se jugó en los últimos choques de la Copa Libertadores, con un equipo remendado por las lesiones y las ausencias de peso, en el que debía poner la cara. Es el que se jugará dentro de dos semanas ante Alianza Lima. Es el que, hasta ahora, está desperdiciando.