Noticias En vivo
Copa del Mundo

Morir con cuatro defensores, cinco medicoampistas y un delantero

11:52 CLT 30-06-18
Lionel Messi Argentina France Francia World Cup  2018 30062018
Sampaoli hizo una prueba fallida que tuvo como base un esquema más bien defensivo.

La discusión sobre Messi de 9 o falso 9 se reduce a lo que al final se terminó viendo en la dura derrota de la Selección argentina: pareció que Sampaoli 'usó' la idea de ubicar a la Pulga entre dos centrales solo para que los dos jugadores por afuera terminaran formando una línea de cinco mediocampistas cada vez que Francia tenía la pelota.

La idea terminó siendo una daga doble: por un lado, la frustración porque el mejor se movió en una posición que nada tuvo que ver con lo que venía haciendo durante el Mundial Rusia 2018. Por el otro, la evidencia de que todo fue manipulado en base a una idea de cuidado, defensiva, protectora...y fallida. 

Messi pudo haber jugado el último partido en Mundiales como único delantero. Es así: si se observa el mapa de calor de Di María (por izquierda) y Pavón (por derecha) es fácil percibir cómo se movieron un poco más adelante de la mitad de la cancha. 

La Pulga termina afuera del Mundial con la misma imagen que mostró desde el 2010: más bien solo, alejado de socios, falto de ayuda. Ante Francia, Sampaoli habrá pensado que lo mejor era poblar la mitad de la cancha con tres mediocampistas internos (Enzo Pérez, Mascherano y Banega) y dos por afuera, pero todo terminó siendo una trampa europea. 

El equipo de Deschamps le cedió la pelota a los que menos peligro podían generar (Pérez y Mascherano), esperó bien atrás y aprovechó los espacios para apostar a las búsquedas aéreas y en diagonal, a las espaldas de los centrales.

La Selección argentina no murió de pie. Dijo adiós con un esquema cambiado, más bien defensivo, lleno de precauciones que encima no funcionaron. Nada peor que eso.