Garagarza, en Goal: "Casi podríamos fijarnos más en el Castilla que en el Real Madrid"

Fran Garagarza
Web oficial SD Eibar
El director deportivo del Eibar señala que "las diferencias son tan grandes que si pudiera elegir a uno de sus jugadores nos iría bien cualquiera".


ENTREVISTA EXCLUSIVA

Fran Garagarza (Mutriku, Gipuzkoa, 1966) es el responsable de que el Eibar lleve seis años en Primera pero desde que logró el ascenso no ha vivido una situación tan delicada como la que atraviesa en estos momentos, en la que a la actual coyuntura de crisis económica y social a raíz de la expansión por el coronavirus añade una delicada clasificación, sólo dos puntos por encima del descenso pero con la ventaja de ser el único equipo que volverá a la competición sabiendo lo que es jugar a puerta cerrada esta temporada. 

Si hay un equipo que ya sabe qué es jugar a puerta cerrada ese es el Eibar. ¿Hay algo positivo en jugar sin público en lo deportivo?

"Tras esa experiencia creo que no. Primero porque las condiciones para jugar eran nuevas, frías y complicadas. Y además el haber perdido nos hace pensar que la experiencia no fue buena. Me quedaría con que es un fútbol diferente. La esencia está pero cuesta más concentrarse, es más difícil que el jugador dé ese plus que cuando le alientan, ese extra al que te lleva tu propio público. Eso equilibra el factor campo".

¿Cree que podremos ver las gradas de Ipurúa y los demás estadios con aficionados esta temporada o tendremos que esperar a la próxima?

"Que se hable de ello denota que evolucionamos hacia una cierta normalidad, entre comillas, que no es poco comparado con lo que hemos vivido. A partir de ahí no creo que sea fácil porque habrá aglomeraciones por mucho que se ocupe sólo un porcentaje de la capacidad total. No sé si se podrá llevar a cabo si bien se están dando pasos de normalidad que no imaginábamos. Si sucede será una gran noticia porque será un paso más hacia esa normalidad. Sería bonito que así fuera pero no sé qué va a pasar".

"Es una situación nueva para todos, no sólo para el Eibar"

La distancia social es una de las consecuencias del coronavirus pero no la única. ¿Cómo afecta al Eibar que se alargue el calendario teniendo en cuenta que tiene a seis jugadores que acaban contrato?

"Esta es una situación nueva para todos, no sólo para el Eibar, que nos lleva a una competición exprés. Es todo muy difícil de controlar porque nadie tiene esa experiencia y no hay precedentes. La realidad es la que es y es algo general. Clubes y jugadores estamos intentando llegar a acuerdos para lograr mejoras en aras de lograr objetivos. A partir de ahí diría que confiamos en poder llegar a un buen punto por parte de todos y que eso nos ayude a lograr objetivos".

¿Cómo afecta esta circunstancia a un club que vive de la revalorización de sus jugadores, su impacto es mayor o menor con respecto a un grande?

"Tengo la suerte de tener cierta experiencia en la forma de trabajar en la dirección deportiva pero es un momento en el que todos estamos aprendiendo ante situaciones nuevas con lo cual no creo que nadie tenga experiencia alguna. Te tienes que adaptar a muchas cosas, tenemos que reeducarnos para unos hábitos que nos lleven a tener una vida más saludable. A partir de ahí creo que los clubes que tengan diversificado su presupuesto pueden tener unas reducciones en ventas con respecto a clubes que viven en un alto porcentaje de las televisiones, como es nuestro caso. Nuestra masa social no es grande y la pérdida de abonos tampoco lo es, nuestro motor son los derechos audiovisuales aunque se vean mermados los ingresos. Los clubes con mayor capacidad social son los que tendrán mayor posibilidad de reinventarse y cubrir sus propios presupuestos".

"Jugar a puerta cerrada no es positivo para nadie pero la Bundesliga demuestra que el factor campo se equilibra e iremos a Valdebebas a ganar"

Pensando en más allá del 30 de junio, ¿cómo se planifica la próxima temporada con tarta incertidumbre financiera?

"La planificación es una palabra clave y que se identifica con mi forma de ver las cosas. Es un concepto que pasa a un segundo plano por detrás de la incertidumbre. Nosotros somos muy de planificar y ahora nos toca dudar. Porque puedes tener mil cosas en mente pero que no podremos llevar a cabo hasta que no se dén una serie de circunstancias. Bien por la pandemia, bien por la competición exprés o jugadores que tendrán que jugar fuera de sus vínculos contractuales, se dan una serie de situaciones a las que se añade la clasificación. No estamos holgados como para garantizar un año más en Primera en cuanto a puntos, es una situación de riesgo. Hay que manejar situaciones de planificación pero siempre con derivadas tipo 'y si', y cuando entras en esto es cuando aparecen los interrogantes. Hasta que no se convierten en realidad no se puede ejecutar nada y eso te tiene atado de pies y manos y si no se ejecuta no es porque no estemos trabajando sino porque hay situaciones que lo obstaculizan. En otro contexto ya estaríamos ejecutando algunas cosas. El año pasado el Eibar en estas fechas ya había firmado a Esteban Burgos libre del Alcorcón y esto ya no lo podemos hacer porque no sabemos ni siquiera en qué categoría vamos a estar, además de vivir una situación económica mucho más delicada. Es incómodo pero habrá que sacar un máster de ello".

¿Se ha podido avanzar en cuanto a renovaciones importantes como la de Fabián Orellana?

"Nos hemos centrado mucho más en lo que era la gestión sanitaria, el cumplimiento de protocolos y el análisis de situaciones que se podían dar si volvíamos o no, que en otra cosa mientras convivimos con lo demás con lo cual vivimos al día y no pensamos en nada más".

Tampoco está asegurada su propia continuidad. ¿Tiene decidido qué hará la próxima temporada o cuáles son sus prioridades?

"Lo que tengo claro es lo que quiero hacer hoy y eso es hacer las cosas bien ante una situación nueva, intentar no equivocarnos en ninguna decisión en el día a día. Hay que estar muy atentos a los detalles: a los viajes, a los protocolos sanitarios, prevención de lesiones, apoyo al staff técnico... Tenemos objetivos en estos once partidos en los que tenemos que ganar por lo menos cuatro y con unas nuevas reglas para jugar cada tres días, nos llevará a una exigencia alta psíquica y física. Te diría que todo lo demás es muy secundario, incluido lo que pueda pasar dentro de dos o tres meses con respecto a mi futuro o al de otras personas. Queremos que la energía se centre en la fuerza que necesita el equipo para minimizar los riesgos para alcanzar unos objetivos que cada año son más difíciles para el Eibar. No podemos despistarnos con el mañana".

"Sería irresponsable pensar en renovaciones sin saber en qué categoría jugaremos el año que viene"

¿Ni siquiera está clara la continuidad de Mendilíbar, pues?

"Hay muchos interrogantes pero hay que tener en cuenta que en muy poco tiempo, apenas un mes y medio, van a pasar muchas cosas. Habrá que trabajar a marchas forzadas porque se habla de competición exprés pero es que cuando acaben seguiremos trabajando de esta forma, siempre en función de lo que pase. Soy de los que piensa que habrá que estar muy atentos para acertar en algo que es nuevo porque ya teniendo experiencia no es nada fácil hacerlo. Pensar en lo demás sería una irresponsabilidad por mucho que no tengamos que verlo de reojo".

¿Cómo ha logrado el Eibar mantenerse tanto tiempo en Primera en un campeonato tan desigual en lo financiero?

"Interviene mucha gente. Puedo dar varios ítems para explicarlo, el más importante es el modelo, que tiene un fondo muy amplio en cuanto a que heredamos un club, un consejo y una forma de hacer las cosas, aquí se cree en las personas y sus responsabilidades y delega en ellos. Nosotros somos unos privilegiados porque vivimos de nuestra pasión pero también porque podemos trabajar con libertad. Eso ya es un éxito. Luego las personas que integramos el club intentamos ser cercanos, trabajar en grupo por encima del individuo, consensuamos, pactamos y discutimos antes de tomar decisiones. Algunas veces acertamos y en otras nos equivocamos pero buscamos personas por encima de futbolistas, que la solidaridad en el día a día está ahí".

"Si me ponen una venda y me dicen que el primero que toque se viene al Eibar, da igual a qué jugador del Real Madrid elija, nos mejora seguro"

El Eibar ya se cargó al Real Madrid en Ipurúa hace dos años. ¿Puede volver a hacerlo en el Santiago Bernabéu, digo en el Alfredo Di Stéfano?

"Entiendo que sí. Partimos en una competición que es nueva para todos y está por ver dónde nos lleva. La poca referencia que hay es la de la Bundesliga y vemos cómo el factor campo ha dejado de ser determinante y ello nos hace ir con la moral alta a Valdebebas. El Eibar será un equipo competitivo y no perderá su estilo de juego, vamos a ver si eso vale para lograr el objetivo".

¿Qué jugador del Real Madrid encajaría mejor en el Eibar?

"Cualquiera. Si me ponen una venda y me dicen que el primero que toque se viene al Eibar, da igual quien sea. Seguro que nos daría nivel y nos ayudaría a lograr objetivos. Hablamos de uno de los mejores clubes del mundo y cualquiera de sus jugadores puede dar nivel más que suficiente para reforzar el equipo. Es una pregunta muy difícil de responder porque depende de lo que necesites, lo que busques y lo que prefieres. Cualquiera nos valdría. De hecho no estamos ni cerca de aspirar a tener a ninguno de ellos. La diferencia del nivel de los jugadores es tan grande que nos fijamos y analizamos más al Castilla que al primer equipo del Real Madrid".

El artículo sigue a continuación

¿Y qué podría hacer usted con lo que pudiera sacar de su posible venta?

"Algunas veces me han preguntado qué haríamos con más dinero pero no soy de los que piensa que por tener más dinero hay mejores resultados. Porque con más dinero el margen de error es mayor. No por fichar un jugador más caro acertarás porque hay muchas cosas que pueden hacer que ese jugador de seis millones no rinda. Y luego hay otro aspecto porque cuando ya tienes a un jugador con este coste luego necesitas que rinda de una forma acorde a lo invertido y muchas veces no es proporcional. Si no da lo esperado lo pasas mal".

Banner Telegram Real Madrid

Cerrar