Noticias En vivo
UEFA Champions League

“Si Bale jugase en el Liverpool, seguro que el Real Madrid querría ficharle”, analiza Nacho en Goal

05:00 ART 23/5/18
HD Gareth Bale Alberto Moreno Real Madrid Liverpool
El galés oposita firmemente a ser titular en la final de Champions League en Kiev después de cinco goles en el último mes. Benzema y él por una plaza

LA INTRAHISTORIA

El Real Madrid se mide este sábado al Liverpool en la gran final de la Champions League de Kiev. Será la tercera consecutiva para los blancos, algo que no se veía en Europa desde hacía 20 años, con la rúbrica de la Juventus de Zidane, cuando aún era jugador. Y lo que es más importante, podría ser el cuarto título de campeón de Europa en los últimos cinco años, y el tercero consecutivo. Un hito sólo reservado para los más grandes equipos de la historia del balompié. Y un hito, en este caso concreto, destinado para once jugadores blancos que serán los que formen de inicio en el Olímpico de Kiev ante el Liverpool. Sin que esté clara del todo la alineación que dispondrá Zidane.

El técnico madridista es un maniático del secretismo en lo que a la alineación se refiere. No quiere desvelarlo ni a sus propios jugadores. “El que no empieza de inicio no puede pensar que es una situación jodida para él. Al contrario, tiene que pensar que puede entrar y marcar la diferencia. Les quiero enchufados siempre, por eso nunca les digo cómo y quiénes van a jugar. Porque a un jugador lo matas cuando le dices de antemano que no va a jugar”, desvelaba el mismo Zidane este martes en la rueda de prensa celebrada en Madrid previa a la final. De forma que, a escasos tres días de la final de Kiev, nadie excepto el propio técnico y su equipo de trabajo saben el once titular del sábado. Si es que lo tienen decidido siquiera, porque ni eso quiso confirmarlo.

Y no hay pocos debates en torno al once inicial, precisamente. Tantos como opciones se barruntan en el horizonte. Hasta ocho jugadores parecen claros candidatos a ser de la partida: Keylor Navas, Carvajal, Varane, Ramos, Marcelo, Kroos, Modric y Cristiano. Conforme pasan los días, y especialmente atendiendo al equipo que formó en Villarreal en el último encuentro antes de la final, parece también muy factible que tanto Isco como Casemiro sean de la partida en un 4-4-2 en rombo, en detrimento de los Marco Asensio y Lucas Vázquez, que convertirían quizás el sistema en un 4-4-2 en línea.

De manera que el último puesto que a día de hoy parece barruntarse entre aficionados y especialistas podría ser bien para Gareth Bale o bien para Karim Benzema. Si este mismo pulso hubiera tenido lugar hace un mes, seguramente una inmensa mayoría hubiera apostado por el delantero galo. Sin embargo, y mientras que aún colea (y mucho) el debate sobre su continuidad en el Real Madrid, las actuaciones del galés han puesto de nuevo sobre la mesa el debate sobre su titularidad: gracias a cinco goles en sus últimos cuatro partidos en La Liga, desde el pasado 28 de abril, incluido uno precioso al Barcelona en el Camp Nou. Está en un momento de forma esplendoroso, y fue también titular en el Estadio de la Cerámica, con lo que la sensación general es que ya no sorprendería tanto verle en el once de Kiev. 

Sea como fuere, ni Gareth Bale ni Karim Benzema saben nada aún con certeza. Tampoco sus compañeros de vestuario. Pero Goal sí quiso preguntarle a Nacho Fernández por el estado de forma del galés, dado que es una de esas pequeñas revoluciones de última hora en el cuadro blanco de cara a la final, dentro de una entrevista exclusiva donde abordaba otros temas. Y la reflexión del zaguero español, siempre atinado dentro y fuera de los terrenos de juego, no tiene desperdicio: “¿Si Bale jugase en el Liverpool, ahora se hablaría de que el Madrid querría ficharle? ¡Seguro! Me parece un jugador extraordinario. Está ante la posibilidad de ganar también cuatro Champions en cinco años. Yo entiendo que en el fútbol todo se discute y se clasifica a los mejores, los peores… Pero estoy seguro que si Bale estuviese en otro equipo, el Real Madrid le querría fichar”, explicaba en exclusiva.

No es descabellado tampoco, teniendo en cuenta cómo, precisamente en esta misma Champions, se desataban los rumores de fichajes que involucraban a Neymar, Dybala, Lewandowski, y ahora Salah, conforme el Real Madrid se iba enfrentando a PSG, Juventus, Bayern Múnich y Liverpool, respectivamente. Como decía Sergio Ramos en la zona mixta del Allianz Arena de Múnich, parece que “se valora más lo de fuera que lo que hay en la propia casa”. Y quizás con Gareth Bale sucede así. Aunque, visto cómo hablan de él sus propios compañeros, sólo fuera de los muros de Valdebebas.