Los días más felices fueron con Lautaro

Comentarios()
Getty
El crack del sub20 de Argentina se fue al Mundial y Racing entró en su peor momento.

De Lautaro Martínez, los que lo conocían de inferiores, decían que tenía nivel para llegar a Europa. Valencia, en las transacciones por Rodrigo De Paul, ganó el derecho a prioridad de comprarlo. No por azar. Es que el punta que trajeron desde Bahía Blanca cuando ya tenía 16 años y que corría con una muñequera en la mano la rompía desde que llegó. Empezó a jugar en Primera División y, con la lesión de Lisandro López a comienzos de 2017, se ganó un espacio de indispensable. Algo que, en su ausencia, desencadenó otros peligros.

Porque no queda en claro si los problemas se dan por la falta de resultado o la falta de resultado, simplemente, delata los problemas, pero Racing, desde que se fue Martínez, entró en su peor momento con Diego Cocca. Perdió contra Temperley, contra Independiente y contra Rosario Central. El entrenador debió cambiar la defensa en reiteradas ocasiones. Agustín Orion, capitán en ausencia de Licha, no aceptó seguir acompañando al equipo por ser suplente. 

A Martínez, en el medio, no es que la vida le sonrió. Se desgarró en un entrenamiento en la sub 20. En un amistoso previo al comienzo del Mundial sufrió un gran golpe en la tráquea, que un delirante confirmó como una fisura. En el primer partido, fue expulsado porque alguien lo vio en una cámara. Hasta que llegó al final y en el cruce contra Guinea metió dos golazos que le dieron aire al equipo de Claudio Úbeda.

Lautaro pelea contra la posibilidad de quedarse afuera de la segunda ronda, pero desde Racing lo piden a los gritos. No sólo porque ahora es Gustavo Bou el que está lesionado. Si no porque su talento fue determinante en una primera parte de este año: porque metió seis goles clave para que la Academia se posicionara cerca de clasificarse a la Copa Libertadores, algo que viene perdiendo. La vuelta de Martínez será determinante. Racing lo extraña.

Cerrar