Noticias En vivo
Tottenham Hotspur v Real Madrid

Corinthian, el club de Londres por el que el Real Madrid viste de blanco

12:00 ART 31/10/17
Real Madrid Fuenlabrada Copa de Rey
La modesta entidad británica también fue responsable de la fundación del Corinhians de Sao Paulo.

Londres es una de las capitales del fútbol. Una ciudad que tiene un estrecho vínculo con el Real Madrid, no solo deportivo sino también histórico. No en vano, el modesto Corinthian F.C. fue el responsable de que el conjunto merengue eligiera el blanco como su equipación habitual, la que sigue luciendo desde hace más de un siglo.

Todas las noticias sobre el Real Madrid

El Corinthian, fundado en 1882 en Londres, nació con la idea de ser un club de fútbol amateur que no participara en ninguna competición, alejándose así del profesionalismo ya imperante en las islas. Pese a ello, y gracias a la gran cantidad de futbolistas que aportaban a la selección inglesa a finales del siglo XIX, la entidad adquirió una gran popularidad no solo en Inglaterra, sino más allá de sus fronteras merced a sus giras y sonoras victorias, como ante el United por 11-3 en 1904. 

Tal fue el impacto de esta institución británica el el fútbol internacional que en Brasil surgió una institución deportiva en su nombre, Corinthians, y en España el Real Madrid se vestía de blanco en su honor desde su fundación, 1902, e incluso se llegó a intoducir brevemente el uso del pantalón negro en el año 1925, el mismo tono que el Corinthian, finalmente desechado al no dar suerte en un partido ante el Barcelona.

Paralelamente, en 1923, el Corinthian se fusionaba con el Casuals para crear el Corinthians-Casuals y así entrar definitivamente en el lado profesional del deporte que siempre habían intentado evitar, aunque en algunas etapas coqueteara con ello. En la actualidad, el modesto club navega por las divisiones más humildes del fútbol británico -en la Isthmian League Division One South, séptimo escalón-, sin el blanco característico y ajenos de nuevo a la vorágine del deporte de élite pero habiendo dejado una huella imborrable en él.