¿Cristian Fabbiani se retiró del fútbol profesional?

El Ogro decidió colgar los botines y comenzar una nueva etapa en su vida en la que estará participando en un programa de televisión. ¿Le dijo chau para siempre al deporte?
Tras una carrera con muchos altibajos, Cristian Fabbiani decidió ponerle fin, por el momento, a su vida como futbolista profesional y dedicarse a la televisión.

Así lo confirmó el mismo Ogro a través de su cuenta oficial de la red social Twitter: “Chau fútbol te voy a extrañar. Fox Sports mi nueva casa”.

Fabbiani debutó en 2002 en Lanús sorprendiendo a todos con su estilo ‘papi fútbol’ y por ello Palestino decidió llevárselo por seis meses, donde la rompió toda y hasta se llegó a hablar de una posible nacionalización del Ogro para vestir la casaca de la selección trasandina.

En su retorno al Granate tuvo problemas con el entrenador y se terminó yendo al Beitar Jerusalén de Israel por seis meses. Luego el Cluj posó sus ojos en él y Cristian emigró a Rumania donde en seis meses volvió a su mejor versión y despertó el interés de Newell’s, que lo trajo de nuevo al fútbol argentino.

En Rosario el Ogro demostró que no había perdido el potrero en su paso por Europa y rápidamente River Plate decidió llevárselo. Llegó a Núñez con bombos y platillos tras confesarse hincha de la banda.

Pero en un año y medio pasó de héroe a villano y se terminó yendo por la puerta de atrás a mediados de 2010. Casi firma para Tiburones Rojos del ascenso mexicano, incluso llegó a viajar hasta Veracruz, aunque su pase se cayó y terminó volviendo al país para vestir la casaca de All Boys.

Su paso por el Albo fue olvidable al igual que el que tuvo en su siguiente club, Independiente de Mendoza, que lo terminó echando por “sobrepeso”. El Ogro parecía no poder parar la caída que estaba sufriendo tanto dentro como fuera de las canchas, donde su vida privada se volvía pública y donde se peleó con los hinchas en más de una ocasión.

Tras dos años de inactividad por diversas lesiones, Fabbiani retornó al fútbol para vestir la camiseta del Sport Boys Warnes de Bolivia.

Un año después, sin mucho que destacar, el Ogro decidió, al menos por el momento, colgar los botines y empezar una nueva etapa en su vida, esta vez en la televisión.