thumbnail Hola,

El jugador valencianista analiza en Goal.com la actuación de Muñiz Fernández en el partido de Copa del Rey y la actitud merengue en la previa del encuentro

Real Madrid y Valencia se vuelven a ver las caras este domingo en lo que será la primera jornada de la segunda vuelta de la Liga. Y más concretamente, el segundo capítulo de esta particular trilogía que mantienen madridistas y valencianistas entre la Liga y la Copa del Rey en estas semanas de enero. Un encuentro que llega inmerso en una gran expectación después del partido de poder a poder que brindaron ambos equipos en el Bernabéu, pero sobre todo, de la polémica arbitral que ha fagocitado todo.

Goal.com pudo hablar tras el partido en el coliseo blanco con uno de los protagonistas directos del encuentro, con el mexicano Andrés Guardado, que al contrario que algunos de sus compañeros más veteranos en el club, no quiso echar más leña al fuego originado por Muñiz Fernández. “Lo de los árbitros se lo dejo a las redes sociales y los medios de comunicación que lo analicen, porque no me gusta manejarme en esos términos, ni quejarme. Nosotros tuvimos oportunidades, y si las hubiéramos metido a lo mejor hubiera sido otro partido” explica a Goal.com en exclusiva, reconociendo asimismo que no fue la mejor noche del colegiado. “Está claro que si el árbitro no hubiera pitado los fueras de juego a Soldado, el resultado hubiera podido ser otro, claro”.

Menudo, y con una afable actitud casi permanente, Guardado se desmarca de la teoría conspiratoria que han alentado desde todos los estamentos che, personalizando en Di María las presiones que habría recibido el colectivo arbitral por algunas malas actuaciones en partidos previos ante el Madrid. El mexicano no bebe de esa agua. "No creo que influyeran las palabras de Di María. Hay veces que te perjudican y otras que te benefician, y no hay más. Que se hagan las críticas que se tengan que hacer porque no fue una actuación buena del árbitro, pero hasta ahí. Por encima de eso, nosotros cometimos muchos errores de cara a portería”.

Aunque eso sí, no pierde tampoco la oportunidad de dar un tirón de orejas al Real Madrid, por lo que entiende que son quejas injustificadas en una espiral que suele dejar a los equipos en una posición idéntica a la inicial. "A ellos les gusta hablar mucho del árbitro y ahora les han beneficiado. No tienen mucho de qué hablar de los árbitros. A veces se les beneficia, otras se les perjudica, pero como a todos. A todos nos pasa igual” explica a Goal.com Guardado, que en su nueva posición de lateral fue protagonista indirecto de una de las jugadas polémicas del partido: el segundo gol del Real Madrid.

Sin salirse un ápice de su camino trazado, en lugar de alimentar la ambigüedad y el desconcierto, el mexicano no dudó tampoco en reconocer que había sido él quien golpeó el balón con el brazo. Así se lo contaba a los medios oficiales del propio Valencia: “Guaita me comenta que alcanza a tocar el balón. Me tiro porque siento que viene Higuaín por detrás, yo también la toco, siento que me pega en el codo y se mete. Es una jugada muy revoltosa, y entre los tres, la mala suerte de que se fue a portería”.




"Si el árbitro no hubiera pitado esos fueras de juego a Soldado, el resultado pudo haber sido otro"

- Andrés Guardado

Artículos relacionados