thumbnail Hola,

Nuestro particular analista nos desvela los secretos de la Champions 2014/15

La semana pasada me gustó hacer de adivino con los cuartos de final de la Champions (con más o menos fortuna), así que he decidido ir un poco más allá esta vez. Cual tarotista que te cobra 17 euros por minuto en llamadas sin fin, hoy rebelaré los secretos del futuro. Más concretamente, os adelantaré varios hechos que en los próximos años irán sucediendo en la máxima competición europea. Con la única ayuda de una (o varías) sustancias psicotrópicas, el futuro me ha susurrado sus secretos… y no tienen desperdicio.

  • La gabarra: la primera y más evidente de todas es que el año que viene el Athletic ganará la ‘Txampions’. Tras quedar cuarto este año (lo siento, Sevilla), mis leones ganarán la final al Bayern de Guardiola. Es más, los aficionados del Athletic, muy vascos ellos, llevarán a cuestas la gabarra hasta el estadio donde se juegue la final. Y si se juega en San Petersburgo pues mejor, a los vascos no nos arruga nada.
  • La Décima: que no se apuren los merengues  el futuro me ha asegurado que llegará. Lo que pasa es que no me ha dicho cuándo. Tanto puede ser dentro de dos años como dentro de 150, en una final disputada en Europa, luna de Júpiter, contra el Spartak de Getafe. Paciencia, amigos. Y tú también, Roncero.
  • La etapa oscura: entre los años 2027 y 2033 no se jugará la Champions. Noticia muy triste. La III Guerra Mundial, desatada tras el intento de anexión de la Isla de Perejil por parte de Putin (ahí seguirá el tío), impedirá que cualquier acontecimiento deportivo se celebre esos años. Eso sí, en la clandestinidad se celebrará la “Champions League Pá Ir Tirando”, organizada por Julio Maldonado ‘Maldini’ para no morir sin su droga: el fútbol.
  • Lotina: sin saber nadie cómo, Lotina llegará a dirigir un equipo que juega en la Champions. Inexplicablemente, engrosando las listas de sucesos paranormales sin posible solución, Lotina logrará hacer descender ese equipo de Champions League a Segunda División. Así, por la cara. Melendi inmortalizará la hazaña con el temazo “Descendiendo por la vida”, versión de uno de sus clásicos atemporales.
  • Guardiola: hablando de técnicos, Pep Guardiola será el entrenador de la historia con más Champions en su palmarés. Barça, Bayern de Munich, Manchester United, Ajax y Mirandés, con todos ellos logrará por lo menos una corona europea. Os aviso que Mourinho no reconocerá como lícito ni uno de esos títulos, y pronunciará una frase para la posteridad: “Esas 12 Champions no tiene valor alguno si en ninguna de ellas has jugado con Torres de 9”.
  • La Masia: tras pasarse por el forro el castigo de la FIFA por fichar a menores de forma un tanto dudosa, la Champions del año 2040 pasará a la historia porque todos sus jugadores habrán pasado en algún momento u otro por la Masía. Incluso los árbitros.
  • Puyol: tras su retirada el año 2025, la UEFA querrá homenajear a Carles  Puyol. De este modo cambiará la forma del trofeo de la Champions League; dejará de ser la conocida como ‘orejuda’ para ser la ‘cojonuda’, con una fisonomía que rendirá homenaje a los huevos del gran Puyol, que durante 30 años mostró por todos los terrenos de juego del planeta. Merecido. Muy merecido.
  • El fin: no os preocupéis, es lejano, pero llegará. Cuando la Tierra esté más hecha trizas ya que Drenthe de resaca, la humanidad se verá impulsada a abandonar el planeta. En dicho viaje hacia ningún lugar descubrirá varias civilizaciones extraterrestres. Tras unas primeras guerras de rigor contra los alienígenas (eso es muy humano, hostiarse con lo que no conocemos y nos da miedo), se creará la Universe League para firmar la paz. Desaparecerán los clubes terrestres y una selección humana irá de uno al otro confín del Universo a defender el honor del fútbol original contra equipos de Alfa Centauro, Pandora o Ganímedes. Pero no sufráis, la música de la Champions seguirá sonando toda la eternidad.

Nuestro paso por el universo es efímero, ya lo sabéis, así que sepáis apreciar el favor que os he hecho contándoos historias que de otra forma nunca habríais llegado a conocer jamás. De hecho, si os paso el teléfono del que me pasó ciertas sustancias podréis ser vosotros mismos los protagonistas de estas revelaciones. Pero eso mejor lo hablamos en privado, que nos podemos meter en problemas. ¡Disfrutad la Champions y feliz semana, amigos y amigas.

Artículos relacionados