thumbnail Hola,
Toquero_theboss: La poesía del descenso

Toquero_theboss: La poesía del descenso

Getty Images

Nuestro columnista @Toquero_theboss analiza la parte baja de la tabla y las esperanzas de los equipos

Desde que tengo uso de razón soy del Athletic. La he visto jugar eliminatorias europeas, jugarse la segunda plaza de la Liga, tres finales… pero sin lugar a dudas, el partido que más he sufrido fue el Athletic – Levante en que nos jugamos la permanencia, en la última jornada de la temporada 2006-2007. Es por eso, además de por la exhibición de coj**es del Rayo ayer en Anoeta, que hoy dedicaré mi artículo a los equipos que luchan por la permanencia.

El ser humano es capaz de las cosas más increíbles cuando se encuentra en situaciones límite. Los clubs de fútbol, igual. Sólo hay que recordar la final de Champions Milan – Liverpool que iba 3 -0 al descanso y acabó como acabó… o la remontada del Zaragoza hace unos años para salvarse. Los maños tenían menos puntos que Ortega Cano en el carnet de conducir, y de la mano de Manolo Jiménez y Gabi lograron salvarse de forma épica. Ríete tú de Leónidas y sus 300 espartanos, tener 15 puntos en la jornada 20 y salvarse sí que tiene mérito. Por eso mismo este año yo aún no doy por muerto al Betis. Jugadores buenos tienen, una afición excelente también. ¿Quién sabe si ahora no pueden empezar una remontada triunfal y lograr la permanencia? Si incluso el Xerez casi logra salvarse hace unos años con el mítico Gorosito en el banquillo (el entrenador con nombre de chuche, un grande) cuando el equipo estaba más hundido que el Titanic con Falete a cuestas.

El Rayo ya demostró ayer que merece quedarse en Primera, pero el problema es que el resto de equipos en un momento u otro también hacen méritos suficientes: Osasuna, Málaga, Almería, Granada, Celta, Valladolid, Getafe, Elche… Cuando más demuestras ser de tu equipo es cuando las cosas están jodidas. Es muy fácil decirle a tu novia “Te quiero” cuando todo es bonito y perfecto, lo difícil es decírselo cuando la encuentras en la cama con un cubano de 1,90 y te dice “No es lo que parece”. Por eso mismo, me creeré lo de “Més que un club” y el señorío cuando vea a Barça y Madrid luchar por evitar el descenso y la afición siga a su lado (soy Mr. Utopías, lo sé). Miren al Atleti: disfrutan mucho más la temporada que están haciendo este año porque no hace tanto se peleaban por los campos de Segunda División buscando volver a la categoría reina.

La Segunda División, también digna de admiración. Toda la emoción que le suele faltar a Primera la encontramos en Segunda. Este año la clasificación está más apretada que el metro de Tokyo en hora punta. Es bonito ver como todos los equipos pelean para brindar a sus aficionados la mayor de las alegrías que existen en el fútbol: el ascenso.

Por todo esto, dedico este artículo a recordar que la lucha por la permanencia no es solo el sufrimiento de los equipos más humildes por sobrevivir, sino que se trata también de uno de los elementos más poéticos y bellos del fútbol. Mucha suerte a todos los equipos que se ven implicados en esta batalla sin cuartel, y que el fútbol y la suerte decidan. ¡Feliz semana, amigas y amigos!

Artículos relacionados