thumbnail Hola,

Nuestra columnista nos habla de dos de los nombres del momento en el mercado de fichajes

 Susana Guasch
 Goal.com
Síguela en
 
Periodista, presentadora de lasextadeportes y colaboradora de Onda Cero en Al Primer Toque


El Bernabéu ovacionó a Ángel Di María. Es su guiño a un futbolista que ha conseguido lidiar hasta con el tendido siete del estadio. Desde que se “acomodó las partes” delante de su público, el argentino se ha esforzado en reconciliarse: fue el mejor en la final de Lisboa y, paradojas de la vida, suena a imprescindible en la plantilla más compensada que recuerda la historia blanca. El club quiere hacer caja con una súper venta, pero Ancelotti intenta convencer a los directivos para que ignoren el negocio y piensen en fútbol. Y ahí Di María tiene todas las de ganar. El derbi lo revolucionó él solito: metió la quinta velocidad para distraer por momentos a la dura defensa colchonera y animó el derbi más espeso de los últimos tiempos. Desde luego, si Carletto quiere dárselas de estratega, el ‘Fideo’ es su as para cualquier jugada. Y aunque necesita pocos minutos para alocar los partidos, su entrenador se va rindiendo a la evidencia: Di María está por delante de James Rodríguez. Por ahora, el cambio de cromos de Florentino es sospechoso.

El Real Madrid presenta a sus estrellas, el Atleti su nuevo lifting, y la historia de Simeone en el Bernabéu no cambia. Es una mosca cojonera que acaba desquiciando en Chamartín, Jugar contra el Atleti es practicar frontón. Si el Madrid quiere la Supercopa, tendrá que ir a buscarla porque su vecino no tiene prisa. Al ‘Cholo’ le han desguazado el equipo, pero ha encontrado más mártires de su causa. Partido a partido sigue siendo la consigna, como recordó el ‘Mono’ Burgos en TVE, ¿para qué bajarse del carro? La del Madrid todavía está por ver porque tiene demasiados ‘jugones’ apilados en pocos puestos. El que debe jugar sí o sí es Toni Kroos, de largo el mejor de la pretemporada (y eso que apenas se ha entrenado un par de semanas). Si el equipo baila a su ritmo, la gente se divertirá tanto como cuando Zidane se inventaba controles y ruletas imposibles. Vamos, lo que nunca vieron de Kaká.

Por cierto, el derbi no tiene ni la mitad de morbo que Marco Reus. Los aficionados rojiblancos están sobreexcitados con la noticia de Juan Gato. El twitter es un hervidero de comentarios entre quienes creen a pies juntillas el supuesto fichaje de la estrella del Dortmund y los que no se lo imaginan ni en broma. Sin duda, sería la madre de todos los fichajes. Ni siquiera Falcao, cuando vino del Oporto, causó tanta expectación como Marco Reus sin haber venido aún. A vuela pluma, recuerdo que el fichaje de Christian Vieri en el 97 puso patas arribas el Calderón. El italiano había ganado el Calcio con la Juventus y era de los delanteros más temidos de Europa. Reus es un media punta, mejor dicho, el media punta.

Ayer el presidente del Dortmund  dijo que tenía “diez ofertas”  por Reus y, si una es la del Atleti, esta ‘liga de mierda’ (según Del Nido) estaría un poco más aseada. Por de pronto, Cerezo, Gil Marín y Caminero, por ese orden, han negado tajantemente el rumor. Vale, no sé si Reus vendrá o no, al Atleti o al Barça, pero Florentino también respondió “Never, never, never” cuando una radio inglesa le preguntó por David Beckham.


Artículos relacionados